La dieta Cenicienta, la nueva moda que pone en peligro la salud

Cuando hablamos de “dietas milagro” parece que ya está todo inventado, pero cada cierto tiempo surge una nueva y todas tienen algo en común: son peligrosas.

dieta Cenicienta
Foto: Facebook Disney/Christian Louboutin para La Cenicienta

En los últimos días, las redes sociales se han hecho eco de una nueva moda para adelgazar: la dieta “Cenicienta” y, como suele suceder, en poco tiempo se ha hecho muy popular, sobre todo entre las más jóvenes.  Esta peligrosa dieta se ha originado en Japón, donde las adolescentes están sucumbiendo a ella y se está extendiendo a otras zonas “gracias” a las redes sociales.

¿En qué consiste?

Esta particular dieta lleva este nombre porque el objetivo, o más bien, el reto que se busca alcanzar con ella es conseguir la cintura y las proporciones de Cenicienta, el personaje de la mítica película de Disney de dibujos animados. ¿Y cómo se consigue? Con algo tan simple y, a la vez, tan peligroso y perjudicial como reducir al máximo el consumo de alimentos para lograrlo.

Según los “devotos” de esta dieta, para ello hay que tener en cuenta el Índice de Masa Corporal (IMC), valor que se obtiene de dividir el peso (Kg) entre la altura (metros) al cuadrado. La dieta Cenicienta establece el IMC ideal a alcanzar en 18, cuando el IMC recomendado es entre 18,5 y 24,9. Esto supone, en muchos casos, un peso muy bajo.

Los médicos y nutricionistas han dado la voz de alarma y han puesto de manifiesto lo peligroso que puede ser caer en prácticas alimenticias y hábitos poco saludables para alcanzar un peso concreto sea como sea, sin contar con un seguimiento y una recomendación médica que establezca el peso adecuado y las necesidades en cada caso. Han alertado de que estas “dietas milagro” lo único que hacen es fomentar hábitos que pueden derivar en trastornos alimenticios graves. Además, limitar la ingesta de alimentos sin criterio profesional puede provocar carencias nutricionales muy importantes, por no hablar de lo irracional que es tratar de alcanzar un ideal de un personaje ficticio…

Y es ahí, en la presión que se ejerce, principalmente sobre las mujeres, por tratar de estar perfectas, por lograr estar dentro de unos cánones de belleza estandarizados es en lo que debemos poner el punto de mira y no podemos olvidar que este tipo de modas calan mucho ente adolescentes, poniendo en riesgo su vida. Tener un peso saludable y proponerse adelgazar para conseguirlo es bueno, siempre y cuando lo hagamos con cabeza, con prácticas sanas, sentido común y siempre de la mano de un profesional.

Etiquetas: Nutrición

Continúa leyendo...

Contenidos similares

COMENTARIOS