¿Pueden las patatas fritas del McDonald's curar la calvicie?

No, no nos hemos vuelto locas. La noticia de que las patatas fritas del McDonald's pueden curar la calvicie lleva apareciendo en los medios desde hace varios días, pero ¿qué hay de cierto en ella? Aclaramos las dudas.

Foto: Facebook McDonald's
Foto: Facebook McDonald's

Esta noticia se convirtió en viral en poco tiempo por lo sorprendente de su naturaleza: según un estudio realizado por científicos japoneses de la Universidad Nacional de Yokohama, un ingrediente presente en las patatas fritas  del McDonald's podría ser la cura para la calvicie. Según han comprobado los científicos, ese ingrediente habría hecho crecer pelo en los ratones con los que han experimentado, abriendo una posible vía de esperanza para las personas que sufren problemas de calvicie, ya que este ingrediente puede favorecer el crecimiento del cabello. En concreto, este estudio ha revelado que esta sustancia puede producir gran cantidad de gérmenes de folículo piloso que podrían ser injertados en el cuero cabelludo. ¿Y cuál es ese ingrediente? Es el llamado dimetilpolisiloxano (PDMS) y, como decíamos, es uno de los que se utiliza para freír las famosas patatas del McDonald's.

¿Esto significa, como se ha podido dar a entender, que es buena idea atiborrarnos de patatas fritas de esta cadena para ponerle fin a los problemas de calvicie? Rotundamente no. Hay que aclarar que este compuesto no hace que el pelo crezca automáticamente, lo que puede hacer es facilitar el aporte de oxígeno para que se produzcan gérmenes de folículos pilosos.  

Este ingrediente se utiliza para que el aceite no haga demasiada espuma y evita que salte al freír las patatas y provoque quemaduras a las personas que las estén manipulando. El dimetilpolisiloxano no solo se utiliza en este caso, de hecho es frecuente en la industria alimentaria, ya que es un aditivo que a veces puede “esconderse” tras las siglas E900, pero también se emplea en la industria farmacéutica, estando presente en cremas, champús y otros cosméticos.

No hay que pasar por alto que abusar de alimentos como las patatas fritas, al igual que de otros alimentos grasos y calóricos, puede provocar problemas de colesterol, obesidad y un mayor riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, pero no hará que alguien que padezca calvicie luzca una melena de infarto, por mucho que pueda gustar la idea.  

Esperemos que el uso de esta sustancia en el tratamiento de la calvicie humana llegue a buen puerto y dé frutos, pero nada tiene que ver con comer patatas fritas.

CONTINÚA LEYENDO