Victoria Beckham, en su mejor momento