Vídeo de la semana

13 'Crímenes' Contra tu Maquillaje, 13 Soluciones.

Como el mejor C. S. I. investigamos y miramos con lupa los errores más comunes, los despistes más imperdonables, que cometes a la hora de maquillarte y que pueden arruinar tu mejor look. ¿Eres incapaz de hacerte con tu melena? ¿te manchas los párpados con la máscara de pestañas? ¿tus cejas se me rebelan? ¿no sabes controlar los brillos de tu piel? ¡Hay testigos! Te presentamos 13 casos no resueltos que pueden 'asesinar' tu imagen.

Aparatos que visualizan al milímetro problemas cutáneos, diagnóstico fotográfico digital de última generación capaz de captar todos tus poros, biopsias con lupas de alta tecnología que se acoplan en tu piel para detectar pliegues, arrugas, manchas o lesiones vasculares... No es ciencia-ficción: existen. Pero no sólo de tecnología punta se alimenta el C.S.I. Con un buen equipo, un completo maletín de herramientas multiuso y los conocimientos suficientes, tú también serás capaz de resolver los casos más difíciles. No se trata de que renuncies a los avances cosméticos. Aprovéchalos para sacar partido a tu mejor yo. Toda ayuda es poca. Y ahora contesta a la pregunta: ¿Quieres “pillar” a los malos y aprender a sortear el peligro? Sigue las pistas.

Caso 1: Uñas que te delatan.
Se amarillean porque, probablemente, has estado años maquillando tus uñas de color sin una base protectora debajo. Blanquea su superficie con un algodoncito impregnado en zumo de limón. Durante el proceso, puedes disimular el tono pintándolas de colores oscuros de moda, como el rojo
vino, el marrón chocolate o el azul noche. Y recuerda, cualquier mujer puede llevar las uñas oscuras, siempre que no sean demasiado largas y estén bien limadas.
Tu mejor arma: lima de 6 caras, de Deborah Nail Space, 3 €, aprox.

Caso 2: Me han robado la buena cara.
De hecho, una de cada dos mujeres tiene bolsas u ojeras en esta zona. Ésta es la mejor técnica para hacerlas desaparecer:
-Aplícate frío durante 10 minutos.
-Si tienes muchas ojeras, necesitas un precorrector para neutralizar el tono morado. Usa una brocha abanico para aplicar el producto cerca del lagrimal.
-Aplica el corrector encima, en un tono más claro que el de tu piel. Difumínalo dando golpecitos con las yemas de los dedos y no olvides cubrir la zona interna del lagrimal para ampliar la mirada.
Tu mejor arma: brocha de abanico, de Sephora, 12 €, aprox.

Caso 3: Intrusos en la piel.
Nos referimos a esas pielecillas insolentes que se distribuyen de forma odiosa por todo el rostro. Te estás desescamando, es decir, cambiando de piel. La calefacción y los cambios de temperatura y humedad producen pérdida de agua y descamación. Necesitas un tratamiento regenerador en dos pasos. Primero, una buena exfoliación para eliminar esas células muertas, y después unas dosis de nutrición. No basta con la crema, hay que ir un paso más allá y utilizar también mascarillas hidratantes.
Tu mejor arma: mascarillas monodósis de APIVITA, 3,50 €, y mishia, 16 € aprox. (10 u.).

Caso 4: Cabello descontrolado.
-¿Pelo verde? Las piscinas climatizadas tienen mucho cloro y, aunque lleves el gorro, muchas veces los mechones se escapan. Los cabellos rubios naturales tienden a teñirse de verde. Elimina el tono utilizando champús de color o zumo de limón en el último aclarado.
-Malas formas. Tienes uno de esos días en que no sabes qué hacer con tu melena. ¡Los peinados fáciles están de moda! Hazte una coleta alta, un recogido con accesorio y, si no llevas el pelo limpio, aplícate un sérum en medios y puntas y ponte una boina.
-Mechones ruinosos. Elimina ese mechón que rompe tu acabado con unas tijeritas, y siempre en degradado para disimular.
Tu mejor arma:  Tijeritas de Malim + Goetz, 24 €, aprox.

Caso 5: Sombras que desaparecen.
Literalmente, al cabo de las horas, el color de los párpados se corre, se derrite... Utiliza siempre una base en el párpado superior para hacer más duradero el efecto.
Tu mejor arma: bálsamo Lip-Fix, de Elizabeth Arden, 15 €.

Casos 6 y 7: Con la boca cerrada...
Nos gusta el rojo de labios, pero este color lleva hasta el doble de pigmentos que otros tonos más claros y por eso mancha más. Cuidado con no mancharte los dientes de carmín queda muy antiestético, y acuérdate de besar el pañuelo antes de salir de casa, para fijar bien. La hidratación te asegura un bonito efecto y mayor durabilidad: recuerda aplicarte un bálsamo siempre antes de dormir.
Tu mejor arma: Ultra Color Rich, de Avon, 18 €. Eyeshadow Base, de Nars, 20€, aprox.

Caso 9: ¡Yo no he visto nada!
Un suero específico para ojos, aplicado antes del maquillaje de ojos, te asegura unas líneas de expresión menos marcadas.
Tu mejor arma: Sérum reductor de arrugas, de Restylane, 49,90 €.

Caso 10: Huellas que te incriminan.
Si tu piel tiene granitos, poros dilatados, manchas, etc., necesitas una cobertura total con el maquillaje. Utiliza una base compacta y aplícatela con brocha, no con esponja, pues ésta absorbe mucho producto.
Tu mejor arma: Brocha mediana de pelo natural, de Une, 12 €.

Casos 8 y 11:  Abre los ojos.
-¿Pestañas escasas? Pues, como las celebrities, compra unas postizas o rízatelas.
-Usa sombra de ojos en un tono más claro que el natural si las tienes escasas y si son muy pobladas y rebeldes, antes de peinarlas, aplica gel fijador en el peine.
Tu mejor arma: Peine y cepillo de cejas, de El Corte Inglés, 5,20 E. Pinzas, de Beter, 15 €.

Caso 12: Granitos asesinos.
Camúflalos con un toque de corrector dos tonos más claro que el fondo de maquillaje, o utiliza los lápices correctores que, además de disimularlos, ayudan a secarlos antes. Los granitos suelen ir acompañados de un exceso de brillos en la piel. No olvides matificar tu rostro con polvos translúcidos y absorber la grasa con un pañuelo de papel.
Tu mejor arma: Lápiz Cleanance, de Avéne, 12 €.

Caso 13: La base de maquillaje.
“La belleza es resplandor y el resplandor está en la base”, aseguran los expertos. Utiliza dos tonos diferentes para conseguir la perfección de la piel: uno idéntico al tuyo para los contornos faciales, y otro más claro para mejillas, frente y barbilla... Una base alisadora logra una piel lisa e irresistiblemente suave.
Tu mejor arma: Base Lissante Resurfaçante, de Studio Secrets de L’Oréal Paris, 22,95 €.

Por: Marián Vilá.

Continúa leyendo