Vídeo de la semana

6 hábitos que ayudan a evitar el acné adulto

Vivir una segunda juventud puede ser gratificante, menos cuando te levantas un día, te miras al espejo y, ¡sorpresa!, tienes granitos. Descubre cómo solucionarlo.

Vivir una segunda juventud puede ser gratificante, menos cuando te levantas un día, te miras al espejo y, ¡sorpresa!, tienes granitos. Descubre qué ha podido motivar ese molesto brote y cómo solucionarlo.  Te olvidarás por completo del acné con estas propuestas.

Aunque es un problema clásico de la adolescencia, lo cierto es que cada vez afecta a más mujeres en edad adulta. En concreto, según afirma la Asociación Española de Dermatología y Venereología (AEDV), “una de cada diez lo sufre pasados los 30 años”. ¿Qué lo causa? “Es un trastorno multifactorial en el que se implican cambios hormonales (embarazo, menopausia...), sufrir determinadas patologías (obesidad, infertilidad o diabetes), la predisposición genética, tener una vida estresante, seguir un tratamiento médico (anticonceptivos, corticoides...) e incluso la aplicación de cosméticos inadecuados o el tabaquismo”, explica Marta Roales, formadora técnica de Matriskin.

Descubre unos pequeños gestos que te ayudan en la misión antigranos:

1. Sigue una dieta equilibrada, pero sin obsesionarte

Limitar el consumo de chocolate, de picante o de queso, por mucho que digan las malas lenguas, no te ayudará con el acné, pero sí con la luminosidad y el estado general de la piel.

2. Cuida la higiene

Pero sin pasarte (no más de dos veces al día). Una limpieza agresiva puede producir un efecto rebote.

3. Mitiga la ansiedad

Al igual que ocurre con otras lesiones cutáneas, las tensiones emocionales empeoran el estado de un acné incipiente, incluso pueden llegar a causarlo.

4. Destapa

Cubrir los granitos bajo un maxiflequillo es algo tentador, pero no ayuda a resolver el problema. Sólo conseguirás asfixiar la zona y pasar las impurezas (suciedad, grasa...) del pelo a la cara.

5. Protégete del sol

Con filtros elevados que no contengan grasa y no te confíes: aunque el astro rey mejora el aspecto de las lesiones cutáneas, el efecto es pasajero.

6. Practica la exfoliación

Usa un producto suave que elimine las células muertas que bloquean las salidas de las glándulas sebáceas. 

Continúa leyendo