¿Cómo usar los polvos de sol?

Lucir un moreno natural es posible. Te contamos cómo aplicar los polvos bronceadores.

Lo primero que debes hacer antes de aplicar los polvos de sol, es limpiar la epidermis con un jabón adecuado, a continuación, pon el tratamiento diario. Una vez realizados estos pasos, la piel estará lista para aplicar una base ligera de maquillaje para dar un tono natural y uniforme. Fundamental usar una brocha grande especifica.

Pasos a seguir para una correcta aplicación:

- Pon un toque de polvos en la brocha, sacude para retirar el exceso y reparte de manera uniforme mediante movimientos circulares en los laterales de la frente, mejillas y barbilla.

- Usa los polvos por cuello, hombros y escote, así conseguiras aportar luminosidad a tu piel y mostrar un bronceado uniforme.

- Aplica polvos traslúcidos para fijar el resultado.

- Otros usos: utiliza los polvos como colorete y obtendrás resultados más visibles, brillantes y luminosos.

Recomendación: no utilizar polvos de sol demasiado oscuros, ya que aportan una tonalidad anaranjada demasiado artificial.

También te puede interesar:

Continúa leyendo