Di adiós a las ojeras

Despídete de los ojos de panda con estos sencillos consejos. ¡Toma nota!

Estrés, dormir poco, preocupaciones…o, simplemente, genética. 7 de cada 10 mujeres se quejan de ojeras o bolsas. Es por eso que te ayudamos a suavizarlas con unos sencillos trucos.

 

¿Por qué aparecen?

Las causas más comunes son:

- Personas muy delgadas, ya que no cuentan con la suficiente cantidad de grasa infraorbitaria.

- La exposición al sol adelgaza y reseca la piel alrededor de los ojos, destruye las fibras de colágeno y elastina.

- Personas de piel oscura, ya que la pigmentación es mayor.

- Frotar los ojos excesivamente puede irritar la delicada piel de su alrededor lo que hace que las venas de esa zona se hagan visibles.

- Cansancio e insomnio, factores que las empeoran.

En cuanto a las bolsas, éstas suelen producirse por:

- Tener una mala posición al dormir lo que dificulta que los fluidos circulen correctamente por el cuerpo y provoca que se acumulen en diversas zonas siendo una de ellas debajo de los ojos. Un truco (si no tienes problemas cervicales) es dormir con una almohada gruesa, la idea es no tener la cabeza en una posición muy baja.

- No beber suficiente agua o consumir en exceso dulces, sal o fritos, lo que provoca retención de líquidos.

- Utilizar cosméticos con demasiados químicos en el área de los ojos, los cuales pueden provocar alergias cutáneas e hinchazón.

- Frotarse los ojos y maltratar la delicada zona del contorno.

Trucos para evitarlas:

Un truco fácil y sencillo es introducir dos cucharillas de postre en el frigorífico, cuando estén bien bien frías, colócatelas en la zona de las ojeras. El frío hará que los vasos sanguíneos se contraigan y disminuya ese color oscuro que forma la ojera.

Haz una infusión de manzanilla e introdúcela en el frito, cuando esté fría, empapa dos algodones y póntelos sobre los ojos. La manzanilla es un antiinflamatorio maravilloso.

Mete en la licuadora una patata cruda sin piel. Empapa en el puré un disco de algodón cortado por la mitad (así formará una media luna, un tamaño perfecto para ponerlo en las ojeras). Mételo en el congelador durante 15 minutos y póntelo en las ojeras unos minutos.

¿Quién no conoce el maravilloso antiojeras que es el pepino? Puedes optar por colocarte dos rodajas fresquitas o, directamente, triturar un pepino y colocarte el puré sobre las ojeras.

También te puede interesar:

CONTINÚA LEYENDO