Vídeo de la semana

Errores de belleza que debes corregir

Hay errores que cometemos con frecuencia en nuestra rutina de belleza. ¡Aprende a evitarlos!

¿Sabes si te pones la crema hidratante correctamente? ¿Si te aplicas bien el perfume? Hay muchos gestos de tu rutina beauty que debes de corregir para sacar el máximo provecho a tus productos de belleza. 

-Frotar las muñecas después de aplicar el perfume. Es un gesto que hace todo el mundo de forma habitual. No perfumamos el cuello, a veces la ropa y por último las muñecas. Inmediatamente frotamos nuestras muñecas para pasar un poco de aroma de una muñeca a la otra. Esto machaca las partículas esenciales que componen el perfume, provocando que se desprenda el aroma, que no emane el olor original y que la duración del fijador pueda verse alterada.

-Aplicar la crema hidratante en sentido circular. Es la manera más corriente de aplicarse la crema, pero en ese movimiento, en su fase descendente, fomentamos la bajada muscular, favoreciendo la caída natural. Debes aplicar la crema con dos o tres dedos, en línea recta y sentido ascendente, recorriendo toda la cara y la parte superior del cuello, intentando generar un efecto lifting.

Aplica correctamente los productos de belleza para aprovechar al máximo sus principios

-Usar productos que llevan abiertos mucho tiempo, incluso años. Tenemos acumulados muchos productos en el baño y a veces descubrimos uno del que ya no nos acordábamos y decidimos usarlo. Los productos de belleza tienen un periodo de caducidad que hay que respetar porque pasado ese tiempo sus activos principales pueden corromperse perdiendo efectividad o pudiendo producir alergias. ¡Y esto también vale para las cremas solares! Todos hemos utilizado alguna vez una crema para el sol que guardábamos del año anterior. Puedes ver más en nuestro artículo: "¿Cuándo caducan los cosméticos?".

-Probar el tono del maquillaje en la muñeca o en el rostro. En este sentido también solemos usar tonos por encima del nuestro para aparentar un look bronceado. El maquillaje debe de probarse en el cuello, donde tenemos el tono de piel que nos mostrará mejor si el color elegido es el más adecuado.

-Aplicar el contorno de ojos frotando. Muchas veces frotamos la zona de las ojeras para darnos la crema y eso es un gran error. El contorno se debe aplicar sobre el hueso de los pómulos, que es la zona que descongestiona todo ese área. Además siempre debe de aplicarse con pequeños toques que favorezcan la circulación y nunca arrastrando la crema con la yema de los dedos.

 

Continúa leyendo