Llegan los spas para la mirada

La belleza de los ojos cobra todo el protagonismo en los nuevos centros especializados exclusivamente en tratamientos para el cuidado de pestañas y cejas, cada vez más frecuentes en España.

Llegan los spas para la mirada

La belleza de los ojos cobra todo el protagonismo en los nuevos centros especializados exclusivamente en tratamientos para el cuidado de pestañas y cejas, cada vez más frecuentes en España.

Parecen simples centros de estética, pero en ellos no podrás hacerte una limpieza facial. Son los nuevos spas para hacer más bonita la mirada, que iniciaron su andadura en 2011.

 

Pestañas

La estrella son las extensiones. A un milímetro del nacimiento de la pestaña natural se van pegando una o más pestañas por pelo (dependiendo del volumen que se desee). El coste oscila entre 45 y 150 euros, dependiendo del establecimiento, del look elegido y del material, que puede ser de tres tipos: sintético (muy vistoso pero rígido al tacto), fibra de seda (las más utilizadas, con curvatura natural) y de visón (las más caras y también las más ligeras).

También te puede interesar:
Llegan los spas para la mirada

“Se trata de hacer un diseño personalizado de ojos. Cada persona es única”,  dice Monika Agnieszka, de Lashes Obsession, en Madrid. “El adhesivo es hipoalergénico y la duración depende del ciclo natural de la pestaña y del mantenimiento”, detalla Elena González, directora de Eye Beauty, con centros en Sevilla, Huelva y Cádiz.

 

Ese mantenimiento es sencillo: no mojarlas en las 48 horas siguientes, evitar el vapor y los desmaquillantes oleosos y retocar cada 2 o 3 semanas (entre 20 y 70 euros).

 

“La mayoría no se vuelve a maquillar las pestañas porque no tiene necesidad. Ahorras tiempo en arreglarte”, cuenta Patricia Chávez, dueña de Lovely Lashes, presente en Madrid y Bilbao. “Quien las prueba repite, porque ya no puede pasar sin ellas”. Otra opción en vez de las extensiones es la máscara semipermanente (20 euros, aprox.), que dura un mes.

Llegan los spas para la mirada

Cejas

No todo son pestañas. Los tintes y las extensiones de cejas (45-80 euros) son otros servicios que se proponen, estos últimos muy indicados para personas que han perdido importante cantidad de pelo por una depilación excesiva o por algún tratamiento médico agresivo.

 

“Las cejas son las grandes olvidadas y no se cuidan normalmente. Pero se pueden diseñar, depilar, cortar, teñir e incluso alisar”, precisa Claudia Romero, propietaria de Mírame Lashes&Brows, con centros en Madrid y Barcelona.

 

La depilación de las cejas se hace con hilo (10 euros), “técnica que no crea flacidez en el músculo”.

CONTINÚA LEYENDO