Vídeo de la semana

Trucos definitivos para tener unas uñas perfectas

Presume de manos con estos tips fáciles de seguir.

Tener las uñas siempre perfectas no es tarea fácil. Por eso muchas personas acuden a centros de belleza para que les hagan la manicura y mejorar el aspecto de sus manos. Si. embargo, a veces por problemas de tiempo o dinero esta no es siempre una buena opción. Para esas ocasiones la opción de la manicura casera comienza a ganar posiciones, si es tu caso te explicamos unos sencillos trucos para conseguir unas uñas de diez.

Lo primero, y antes de pintarlas, es quitar restos de esmaltes anteriores. Primero lavaremos las uñas con agua y jabón y después pasaremos un poco de quitaesmalte con ayuda de un algodón. Si tras estos pasos las notas resecas, puedes usar una crema hidratante para uñas o frotarlas ligeramente con un algodón empapado en agua y aceite de oliva a partes iguales.

En muchas ocasiones nuestras uñas no son todo lo largas que nos gustaría, para que hacer que “crezcan” de forma inmediata tan solo hay que remover la cutícula con ayuda de un palito de naranjo y mucha paciencia, y es que puedes hacerte sangre.

Si todavía te sales al pintarte, aplica antes un poco de vaselina alrededor ya que así podrás quitar los restos fácilmente. A continuación, pinta la uña con un esmalte fortalecedor para lograr que se endurezca, no se astille tan fácilmente y el resultado final tenga un color más brillante.

A continuación, llega la hora de pintarlas, la más divertida y es que podrás elegir tu color favorito y dar rienda suelta a tu imaginación. Para conseguir un color solido lo mejor es aplicar tres capas finas, dejando un tiempo prudencial de secado entre ellas.

El último paso es introducir las uñas en un recipiente con agua muy fría, si tiene hielo mejor, así el secado será casi instantáneo.

Continúa leyendo