Crema fría de patata y cebolletas

Te proponemos elaborar una receta saludable y muy sencilla. Si te gusta la patata, no te pierdas esta deliciosa y ligera crema fría de patata y cebolletas.

crema fria de patata

Tiempo de preparación:

10 min

Tiempo de cocción:

15 min

Tipo de receta:

Patatas

Receta para 4 personas

Apto para vegetarianos

Económica

Ingredientes:

  • 1.750 g de patatas
  • 1 manojo de cebolletas
  • 4 dientes de ajo
  • 1 l de caldo de verduras
  • 1 cucharada de caviar o de huevas de salmón
  • 50 ml de aceite
  • 1 cucharadita de vinagre balsámico
  • Unas hojas de albahaca
  • Pimienta
  • Sal

Elaboración:

  1. Lo primero que debemos hacer es pelar y lavar bien las patatas, cortarlas en rodajas similares y reservarlas. Después, lavamos las cebolletas y las cortamos en pequeños gajos.
  2. Calentamos el aceite en una cacerola y rehogamos en él las cebolletas con los dientes de ajo, previamente pelados y cortados de forma fina, sin que adquieran color.
  3. Posteriormente agregamos las patatas y mantenemos la cocción durante 5 minutos.
  4. Añadimos a la cacerola el caldo de verduras y cocemos todo durante 15 minutos más. Salpimentamos al gusto.
  5. Pasados los 15 minutos pasamos el contenido de la cacerola por la batidora y después por el chino.
  6. Enfríamos la crema en la nevera durante unas 4 horas.
  7. A la hora de servir la crema en los platos, se puede coronar con un poco de caviar o unas huevas de salmón.
  8. Adornamos la crema con una pizca de albahaca picada y la regamos con un chorrito de vinagre balsámico.

Consejos para preparar esta crema

-Siempre que puedas, haz un caldo de verduras casero y congélalo. Te servirá para este tipo de cremas y los platos te quedarán con mejor sabor que si utilizas un caldo comprado en el supermercado. Utiliza para prepararlos puerro, cebolla, apio, patata, nabo, zahahorias y pollo o carne. Para hacer un buen caldo solo hace falta que las verduras estén frescas y que el pollo o la carne sean de calidad.

-La cebolleta es uno de los ingredientes principales de este plato, al que aporta más sabor gracias a su tallo. Es una verdura cuya temporada va desde finales de la primavera hasta el verano, pero que se puede encontrar en cualquier momento del año. Después de comprarla, consérvala siempre en el frigorífico, para que mantenga intacta su textura crujiente y fresca. Y aunque la utilices en esta receta, también puedes consumirla cruda en otras ocasiones. ¡Está deliciosa y es baja en calorías!

-Existen muchos diferentes tipos de patatas, pero para elaborar esta crema fría, te recomendamos que elijas concretamente las que tienen la piel más amarilla y las que tienen la forma más ovalada, puesto que son las más fáciles de pelar y cocer.

Cocer una patata parece un procedimiento fácil, pero lograr que esta quede en su punto perfecto tiene más miga de la que parece. Para que te hagas una idea: una patata mediana necesita unos 25 minutos de cocción. Para saber si una patata está bien cocida, basta con pincharla: si después de este tiempo está blanda, es el momento de sacarla.

 -Aunque es sencilla, ligera y baja en calor, esta receta también es muy nutritiva y saciante. El almidón de la patata y la fibra de las cebolletas y las verduras empleadas en el caldo te saciarán durante un largo periodo de tiempo.

Etiquetas: Recetas baratas

¿Quieres ver más recetas?

Buscar por...

recipe_post_search

Continúa leyendo nuestras recetas...

Contenidos similares

COMENTARIOS