Ensalada de espinacas, aguacate y nueces

Con este plato tendrás una comida muy sabrosa cargada de vitaminas y minerales. No lo dudes y apuesta por darle una vuelta de tuerca a las ensaladas de siempre. ¡Te va a encantar la idea!

También te puede interesar:

Ingredientes:

  • 400 g de hojas de espinacas
  • 2 aguacates
  • 1 cebolla roja
  • 200 g de queso feta
  • 10 nueces
  • aceite de oliva
  • virgen extra
  • sal
  • pimienta negra
Tiempo de preparación: 10 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Verduras
Light
Vegetarianos
Sin gluten

Elaboración:

  1. Lavar bien las hojas de espinacas y secarlas con cuidado.
  2. Pelar los aguacates, retirar el hueso central con cuidado y trocearlos.
  3. Pelar la cebolla y partirla en bastoncitos.
  4. Mezclar todo bien en un bol.
  5. Agregar el queso feta (puede sustituirse por queso de Burgos) y las
    nueces troceadas.
  6. Regar todo con aceite de oliva virgen extra y salpimentar al gusto.
  7. Si se desea, puede añadirse un yogur desnatado bien batido con media cucharadita de estragón. 

Más ideas sobre esta ensalada de espinacas, aguacate y nueces:

Esta ensalada de espinacas, aguacate y nueces es perfecta para cuando no tienes mucho tiempo para estar en la cocina y quieres seguir comiendo sano y muy rico. Todos los ingredientes que componen este elaboración culinaria tiene numerosos beneficios para nuestra salud.

Es importante elegir unas espinacas muy frescas, de esta forma sabremos que todos los nutrientes propios de este alimento no se han perdido por el camino. A la hora de comprar, fíjate en las hojas, deben estar tersas y firmes. Es importante lavar las espinacas con esmero antes de usarlas evitando dejarlas en remojo porque se perderían los nutrientes. 

En cuanto a los numerosos beneficios que encontramos en la espinacas están: fortalecer los huesos, reducir la presión arterial, tonificar los músculos o cuidar el cabello y la piel. 

El aguacate debe estar en nuestra dieta sí o sí. Lo llaman la "mantequilla de los veganos" porque, además de ser una fruta (sí, es fruta) deliciosa, es es de lo más sana. Mucha gente confunde el aguacate con un verdura pero en realidad es una fruta. Aunque el aguacate es muy calórico, es una gran fuente de grasa es buena y tiene un alto poder saciante. Esto hace que sea muy recomendable incluirlo en la dieta.

El aguacate es una gran fuente de energía y nutrientes, ya que tiene vitaminas K, C, E, entre otras. Además, tiene más potasio que los plátanos. Sí sí, ¡como lees! El aguacate contiene un 14 % de potasio frente a los 10 % del plátano.

Esta fruta es rica en fibra, así que para mejorar el tránsito intestinal viene muy buen. El aguacate es bajo en colesterol LDL (el malo) y triglicéridos y ayuda a aumentar los niveles de colesterol HDL (el bueno). Finalmente, el aguacate en las ensaladas siempre es un plus porque ayuda a absorber otros nutrientes de las plantas, en este caso el de las espinacas. 

Añadir frutos secos a cualquier ensalada siempre será una buena opción para añadirle numerosos minerales y hacer que tu plato sea mucho más completo. Los frutos secos pueden ayudarte a adelgazar y favorece el tránsito gracias a su contenido en fibra. 

Las nueces son el tercer ingediente estrella de esta ensalada. Al igual que ocurre con el aguacate, hay muchas personas que no suelen incluir frutos secos en su dieta al considerarlos muy energéticos. Sin embargo, son otra gran fuente de grasas saludables y tienen un alto poder saciante. Por lo tanto, tomar un puñadito al día tanto solos como incluyéndolos en las recetas del día es una opción muy saludable y beneficiosa para nuestro cuerpo. 

 

Continúa leyendo nuestras recetas...