Ensalada de invierno de lentejas

Si no te convence el sabor de la col, utiliza un variado de verduras de hoja verde con lechuga, canónigos y espinacas, por ejemplo.

Ingredientes:

  • 200 g de lentejas pardinas cocidas
  • 1 manzana roja
  • 150 g de queso roquefort
  • 100 g de nueces peladas
  • 1/2 col lombarda
  • aceite de oliva
  • vinagre de manzana
  • sal
  • pimienta negra molida
Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 5 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Legumbres
Vegetarianos

Elaboración:

  1. Lava la col y córtala en tiras finas. Resérvala en agua helada con un puñado de sal.
  2. Escurre y enjuaga las lentejas cocidas. Alíñalas con una pizca de sal y unas gotas de vinagre de manzana. Con la manzana, haz gajos muy finos con piel.
  3. Desmenuza el queso. Coloca las lentejas en el fondo de un plato, la col escurrida sobre ellas y decora con la manzana, las nueces y el queso. Aliña bien con el aceite de oliva virgen extra, unas gotas del vinagre de manzana, sal y pimienta negra molida

Por qué incluir las lentejas en tu dieta

Las lentejas son el fruto de las plantas leguminosas. Su alto contenido en fibra ayuda a regular el tránsito intestinal y provocan sensación de saciedad. Además, pueden ayudarte a perder peso. 

Por ello, las lentejas son un alimento muy completo nutricionalmente. Algunos de sus nutrientes esenciales más destacados son los polifenoles que protegen de enfermedades degenerativas como la obesidad, el cáncer, la diabetes y problemas cardíacos. Asimismo, las formas de cocción de este alimento son muy variadas. Las lentejas son muy versátiles, por lo que pueden adaptarse a múltiples recetas. Son un alimento ideal en cualquier dieta sana y equilibrada.

En cuanto a sus propiedades nutricionales, las lentejas destacan por ser una fuente de proteínas. Un estudio publicado en el International Journal of Food Properties afirma que una taza de lentejas puede aportarnos hasta 18 gramos de proteínas. Además, a diferencia de la carne roja, sus niveles de grasas son mucho menores (se estima un gramo de grasa por cada taza). Por ello, es un alimento que puede ayudar a reparar las células y a la formación de tejido muscular. Las proteínas son unos nutrientes esenciales que pueden ayudar a acelerar el metabolismo. De esta forma, podrás alcanzar tus metas de perder peso más rápido. 

Sus beneficios son también muy destacados. Por un lado, mejoran el metabolismo. Un metabolismo lento puede ser una de las causas de la obesidad y el sobrepeso. Además, el estreñimiento dificulta el proceso de eliminación de grasa y otras sustancias tóxicas para el organismo. 

Según un estudio publicado en Gut Microbes, su alto contenido en fibra (16 gramos por cada taza) ayuda a regular los procesos digestivos. La fibra es esencial para el correcto funcionamiento de nuestro organismo ya que facilita la eliminación de toxinas. 

Por otro lado, la fibra modula el crecimiento de bacterias en nuestro intestino. Recordemos que estas bacterias que viven en nuestro cuerpo son esenciales para el organismo. Estas repercuten en la metabolización de nutrientes. Una flora intestinal sana es indispensable para nuestra salud y para reducir el impacto de patologías como el síndrome del intestino irritable.

En conclusión, se puede afirmar que las lentejas son un alimento excelente para cualquier dieta. Y es que sus propiedades nutricionales las convierten en un alimento esencial para cualquier dieta sana y equilibrada.

Continúa leyendo nuestras recetas...

#}