Pizza light

No renuncies al placer de comer pizza. Vikika te enseña una receta ligera y llena de sabor.

También te puede interesar:

Ingredientes:

Para la base:

  • 1 fajita integral

Para el relleno (a tu gusto):

  • 1 bol de tomate frito sin azúcar ni sal añadidos
  • 1 puñado de champiñones
  • Bacon de pavo en lonchas
  • 1 pimiento verde
  • 1 pimiento rojo
  • Queso mozzarella light
  • Orégano.
Tiempo de preparación: 15 minutos
Económica
1 comensales
Tipo de receta: Cereales
Light

Elaboración:

  1. Primero precalienta el horno a 250ºC .
  2. Corta los champiñones en láminas lo más finas para que se cocinen bien y sean agradables al comerlos.
  3. Haz lo mismo con el pimiento rojo y verde.
  4. Coloca en una rejilla para el horno un trozo de papel de aluminio y coloca la fajita integral en ella.
  5. Añade una cucharada sopera del tomate frito sin azúcar y extiende por toda la torta.
  6. Corta las lonchas de beicon de pavo  en trozos pequeños.
  7. Haz lo mismo con la mozzarella light.
  8. Coloca los champiñones laminados por toda la superficie de la base de pizza formando un círculo.
  9. Añade las tiras de beicon de pavo por toda la pizza y añade por último el pimiento verde y el pimiento rojo.
  10. Para finalizar añade el queso por toda la superficie para que así se derrita más fácilmente.
  11. Introduce en el horno y hornea durante 10 minutos aproximadamente.
  12. Saca del horno una vez que esté hecho y espolvorea el orégano  por encima al gusto.

- Receta proporcionada por Canal Cocina.

Así se hace la pizza light:

Sobre la pizza de Vikika:

No renuncies al placer de comer pizza aunque quieras cuidar la línea. Las pizzas caseras son una opción perfecta para disfrutar de este placer culinario sin estar ingiriendo comida ultraprocesada.

La base que Vikika usa para esta receta es una lámina integral que se utiliza para hacer fajitas. Una opción muy ligera y saludable. Si tienes más tiempo y quieres algo más saciante puedes  preparar tu propia masa en casa. Con esta conseguirás más consistencia y sabrás lo que estás comiendo.

Asegúrate de que cortas los ingredientes lo suficientemente finos como para que se cocinen en el horno y sean agradables en boca. Ten en cuenta que no tiene sentido cortar muy gruesas las láminas ya que la base de la pizza es muy fina y se rompería.

Si el orégano no es lo tuyo puedes espolvorear cualquier otra especia que te guste más. Esta preparación admite todos los ingredientes que quieras, pero si quieres que siga siendo una pizza light, asegúrate que  todo lo que añadas esté en la misma línea de productos ligeros y sanos.

Continúa leyendo nuestras recetas...