Cocina -- Picoteo

¡Cuidado con ellos! Los picoteos que más engordan

Picotear entre horas es una costumbre muy arraigada que casi todos hacemos a lo largo del día, o que al menos, tenemos la tentación de hacer. Los aperitivos y snacks de máquina, que ya están preparados y son muy sabrosos y apetecibles suelen ser un recurso muy fácil, que aunque en su justa medida no suponen un problema, pueden ser perjudiciales si se consumen a diario o con relativa frecuencia. Nos referimos a los picoteos más clásicos: patatas fritas de bolsa, gusanitos, barritas de chocolate o cereales, galletas industriales… o alimentos que, en general, contienen pocos nutrientes y son ricos en grasas,  sodio y calorías. Estos aperitivos pueden parecer inofensivos, pero si por ejemplo, quieres perder algo de peso o mantener la forma, se convertirán en tu peor enemigo.

El problema reside en que estos alimentos son altamente procesados y contienen una gran cantidad de aditivos, colorantes y azúcar, por lo que pueden ser hasta adictivos y provocarnos ansiedad. Comer entre horas puede ser algo beneficioso para acelerar el metabolismo, pero solo si se toman productos naturales y saludables. Es decir, que si quieres llevar una alimentación más saludable deberías dejar de lado estas chuches y dulces de las máquinas expendedoras y apostar por los snacks hechos con comida de verdad: macedonia de frutas, pechuga de pavo, yogur natural, frutos secos, tostadas de aceite de oliva, de tomate o de aguacate, queso fresco…

Las chuches y los aperitivos de bolsa (patatas fritas, nachos, kikos…) no tienen ningún valor nutricional destacable (solo altas cantidades de grasa saturada, sal, colesterol y calorías vacías), y son todo lo contrario a lo que debería ser un tentempié a media mañana o media tarde: esto es, un producto natural, saludable, equilibrado y con nutrientes de calidad (proteínas, hidratos o grasas insaturadas), que nos calme el hambre sin hacernos engordar.

Hemos hecho un repaso a los aperitivos y snacks que más engordan, analizando su composición y las calorías que aportan a nuestro organismo. ¿Quieres saber cuáles son para así evitarlos y llevar una alimentación más saludable? ¡Sigue leyendo! Puede que alguno de la lista te sorprenda…