Aprende a preparar los muffins de arándanos más esponjosos

Estos pequeños pastelitos son perfectos para merendar o para tomar en la sobremesa. ¡Aprende a prepararlos en menos de 30 minutos!

Los muffins llegaron a nuestras vidas hace ya bastante tiempo para endulzárnosla un poquito más. Estas ricas magdalenas rellenas de infinitos ingredientes (se pueden preparar con calabaza, chocolate, avena, plátano, manzana…) son uno de esos dulces a los que es difícil resistirse: esponjosos, blanditos y llenos de sabor, son el tentempié perfecto para desayunar, para merendar o para tomar en la sobremesa, con un buen café o té caliente.

Hoy te proponemos una receta de muffins que te encantará y con la que te chuparás los dedos: muffins de arándanos, esponjosos y con un color azulado de los más apetecible. Los arándanos son excelentes antioxidantes y ésta puede ser una buena opción para incluirlos en tu dieta de forma fácil. Eso sí, consume estos pastelitos con moderación… ¿Interesada en saber cómo se preparan? ¡Toma nota de su fácil elaboración! Sólo necesitas 30 minutos.

Ingredientes que necesitas:

  • 2 tazas de harina para todo uso
  • 2 cucharaditas de levadura en polvo
  • Un cuarto de cucharadita de sal
  • Media taza de mantequilla ablandada (¡no derretida!)
  • 1 taza de azúcar granulada
  • 2 huevos
  • Tres cuartos de taza de leche
  • Una cucharadita de vainilla
  • Una taza y media de arándanos frescos

Paso a paso

Para empezar añade a un bol grande la harina para todo uso, la levadura en polvo y la cucharadita de sal. Mezcla todos los ingredientes durante un par de minutos y después deja un hueco en el centro del bol.

En otro cuenco añade la mantequilla ablandada, el azúcar, y los huevos y bate todo con fuerza. Poco a poco añade la taza con la leche y la cucharadita de vainilla, sin dejar de remover toda la mezcla. También puedes añadir un poquito de canela en este paso, si te gusta su sabor.

Vierte esta mezcla líquida en el centro del primer bol con los ingredientes secos, lentamente. Remueve todo de nuevo hasta que todos los ingredientes se integren por completo y por último, añade los arándanos al mix, volviendo a mezclarlos durante un par de minutos.

Vierte la mezcla final en un molde para muffins bien engrasado con un poco de mantequilla, llenando cada hueco por completo. Mete la bandeja al horno a 180ºC durante unos 25-30 minutos… ¡y listo! Saca los muffins, despréndelos del molde con cuidado para que no se rompan y déjalos reposar unas horas a temperatura ambiente. ¡Y a disfrutar de ellos!

Continúa leyendo