Tres recetas de tartas que te enamorarán

Descubre estas tres deliciosas tartas, tres variedades que puedes realizar en ocasiones especiales, fiestas o cumpleaños ¿Cuál es tu favorita?

¿Tienes un evento especial y quieres preparar una tarta de esas que tiran para atrás? Te proponemos una selección de tres tartas deliciosas que te encantarán. Son fáciles de preparar y el resultado es espectacular. 

No olvides que as tartas frías, como el cheesecake o las mousse, es mejor hacerlas con antelación, unas 4 horas será más que suficiente para que cojan cuerpo en la nevera, si las dejas de un día para otro mejor que mejor. Recuerda también sacarlas del frío unos minutos antes de su consumo, para poder apreciar todo su sabor y textura. Te proponemos tres opciones irresistibles.

Tarta de chocolate jugosa

Prepara esta deliciosa tarta de chocolate es una maravilla. Muy fácil de preparar y con un resultado absolutamente espectacular. Merece la pena probarla.

Ingredientes:

  • 200 gramos de chocolate negro
  • 200 gramos de mantequilla
  • 150 gramos de azúcar
  • 1 cucharada de harina
  • 5 huevos
  • Una pizca de sal.

Para la salsa de fresa:

  • 250 gramos de fresas
  • 50 gramos de azúcar

Para la salsa de café:

  • 70 gramos de leche condensada
  • 1 cucharadita de café soluble
  • 170 gramos de nata.

Para el glaseado:

  • 70 gramos de mantequilla
  • Una pizca de sal en escamas
  • 200 gramos de chocolate.

Elaboración:

  1. Derrite el chocolate negro en un cazo a fuego bajo mientras remueves.
  2. Añade al chocolate derretido la mantequilla hasta que también se derrita y se integre.
  3. Vuelca el contenido del cazo en un bol.
  4. Añade azúcar, una pizca de sal y remueve.
  5. Incorpora la cucharada de harina y remueve.
  6. Añade 5 huevos y remueve bien con unas varillas.
  7. Vuelca la mezcla en un molde engrasado con mantequilla apto para horno.
  8. Mete al horno a 120 grados al baño maría. Es decir, coloca en la base del horno una bandeja con agua y pon el molde en la rejilla a fuego medio.
  9. Cocina la tarta durante 1 hora o hasta que al pincharla con una varilla esta salga seca.
  10. Para el glaseado derrite el chocolate con la mantequilla a fuego lento.
  11. Una vez mezclado retira del fuego.
  12. Para acompañar la tarta tritura las fresas con el azúcar.
  13. Para la salsa de café mezcla la nata, la leche condensada y una cucharadita de café soluble.
  14. Deja reposar unos minutos hasta que el café se disuelva.
  15. Desmolda la tarta y cúbrela con el glaseado de chocolate.
  16. Espolvorea una pizca de escamas sobre el glaseado.
  17. Añade las salsas al gusto para acompañar la tarta.

Tarta de queso japonesa

Una tarta que está muy moda porque queda ligera y con un sabor indescriptible. Si tú también adoras las tartas de queso, esta es tu receta.

Ingredientes:

  • 250 ml de leche (3,5 % de grasa)
  • 200 g de queso crema (con 60 % de grasa)
  • 200 g de mantequilla 12 huevos (tamaño M)
  • 150 g de harina de repostería
  • 150 g de maicena
  • 250 g de azúcar
  • Azúcar glas para espolvorear sobre la tarta.

Elaboración:

  1. Precalentar el horno (calor superior / inferior a 160 ° C / aire a 135 ° C).
  2. Cubrir el molde desmoldable (Ø 26 cm) con papel para hornear, tanto por la parte de abajo como por las paredes.
  3. Cortar tiras de papel para hornear y colocarlas por el borde del molde.
  4. Cubrir el exterior del molde con papel de aluminio.
  5. Calentar la leche, el queso crema y la mantequilla en una cacerola, ir removiendo para que no se pegue. Cuando todos los ingredientes estén bien integrados, dejar templar la crema.
  6. Separar la clara y la yema de los huevos.
  7. Batir las yemas de huevo en un bol y añadir la mezcla de queso crema, leche y mantequilla continuar batiendo hasta obtener una masa homogénea.
  8. Mezclar la harina y la maicena, tamizadas, con la masa e mezclar los ingredientes secos con la crema anterior con movimientos envolventes (ya sin usar varilla) hasta obtener una masa homogénea, sin grumos.
  9. En otro bol, batir las claras de huevo hasta montarlas a punto de nieve, durante unos 6 minutos, usando una batidora de varillas. Ir agregando poco a poco el azúcar mientras se montan. Estarán listas cuando estén bien firmes y se pueda dar la vuelta al bol sin que se caigan.
  10. Añadir las claras montadas a la mezcla anterior e integrarlas con movimientos envolventes, con ayuda de una espátula para que no se bajen.
  11. Añadir la masa de la cheesecake japonesa al molde desmoldable (que está forrado con papel de horno) y colócala sobre un plato hondo o una fuente (aptos para el horno).
  12. La base del plato hondo o la fuente con agua tibia (unos 2 cm de altura).
  13. Cocina el pastel de queso a media altura del horno durante unos 30 minutos. Luego reduce la temperatura (calor superior / inferior: 130°C / aire a 105°C) y hornee por otros 45-50 minutos.
  14. Apaga el horno y deja reposar el pastel durante unos 20 minutos con la puerta del horno cerrada.
  15. Abre la puerta ligeramente y deja reposar el pastel durante otros 15 minutos.
  16. Retira el pastel del horno y deja que se enfríe completamente.
  17. Desmoldar y espolvorea con azúcar glas justo en el momento de servir.

 Cheesecake marmolado sin horno

Aprende a elaborar este delicioso cheeseckae marmolado sin horno. Puedes hacerlo con o sin Thermomix. El resultado te va a sorprender. 

Ingredientes:

  • 6 hojas de gelatina
  • 150 g de chocolate blanco
  • 150 g de chocolate negro (min. 50 % de cacao)
  • 150 g de galletas tipo Oreo® (sin el relleno)
  • 50 g de mantequilla cortada en trozos
  • 150 g de azúcar      
  • 500 g de nata para montar (35 % de grasa)
  • 250 g de queso cremoso
  • 1 yogur de vainilla o un yogur natural (125 gr.).

Elaboración:

 Con Thermomix:

  1. Poner a hidratar las hojas de gelatina en un bol con agua fría y unos hielos. Dejar al menos 5 minutos.
  2. Poner el chocolate blanco en el vaso y rallar durante 15 segundos a velocidad 7. Retirar y reservar.
  3. Poner el chocolate negro en el vaso y rallar durante 15 segundos a velocidad 7. Retirar y reservar en otro bol.
  4. Poner las galletas en el vaso y triturar durante 15 segundos a velocidad 7.
  5. Añadir la mantequilla y mezclar durante 4 minutos a 50ºC, velocidad 3.
  6. Verter la mezcla en un molde desmoldable de 24 cm. de diámetro y compactar con los dedos o una cuchara hasta crear una base homogénea. Guardar en el frigorífico.
  7. Retirar los restos de galleta y mantequilla del vaso y añadir el azúcar, la nata, el queso y el yogur. Mezclar 10 segundos a velocidad 5. A continuación, programar 10 minutos a 90ºC, velocidad 2.
  8. Añadir las hojas de gelatina bien escurridas y mezclar durante 15 segundos, velocidad 4.
  9. Dividir esta preparación por la mitad. Dejar la mitad en el vaso de Thermomix y la otra mitad en una jarra.
  10. Añadir al vaso de la Thermomix el chocolate blanco rallado y mezclar durante 15 segundos a velocidad 4. Verter esta mezcla sobre la base de galletas que está en el frigorífico.
  11. Sin necesidad de limpiar el vaso, añadir la otra mitad de mezcla de yogur, nata, azúcar, queso y gelatina al vaso y echar el chocolate negro rallado. Mezclar durante 15 segundos a velocidad 4.
  12. A continuación verter sobre la capa de chocolate blanco de forma irregular para crear el efecto marmolado.
  13. Reservar en el frigorífico durante, por lo menos, 4 horas para que cuaje completamente.
  14. En el momento de servir, retirar el aro del molde y cortar la tarta en porciones.

 Sin Thermomix:

  1. Poner a hidratar las hojas de gelatina en un bol con agua fría y unos hielos. Dejar al menos 5 minutos.
  2. Rallar el chocolate blanco y reservar.
  3. Rallar el chocolate negro y reservar separado del blanco.
  4. Triturar las galletas hasta convertirlas en polvo y echar en un bol.
  5. Derretir la mantequilla en el microondas.
  6. Mezclar la mantequilla con las galletas hasta que se impregnen bien de la mantequilla derretida.
  7. Verter la mezcla en un molde desmoldable de 24 cm. de diámetro y compactar con los dedos o una cuchara hasta crear una base homogénea. Guardar en el frigorífico.
  8. En un cazo añadir el azúcar, la nata, el queso y el yogur calienta los ingredientes mientras vas mezclando durante 10 minutos.
  9. Añadir las hojas de gelatina bien escurridas y mezclar muy bien fuera del fuego hasta que se disuelvan por completo.
  10. Dividir esta preparación por la mitad. Dejar la mitad en el cazo.
  11. Añadir al cazo el chocolate blanco rallado y mezcla bien hasta que se derrita por completo.
  12. Verter esta mezcla sobre la base de galletas que está en el frigorífico.
  13. Sin necesidad de limpiar el cazo, añadir la otra mitad de mezcla de yogur, nata, azúcar, queso y gelatina y echar el chocolate negro rallado. Mezclar hasta que el chocolate se derrita por completo.
  14. A continuación, verter sobre la capa de chocolate blanco de forma irregular para crear el efecto marmolado.
  15. Reservar en el frigorífico durante, por lo menos, 4 horas para que cuaje completamente.
  16. En el momento de servir, retirar el aro del molde y cortar la tarta en porciones.
También te puede interesar:
Tamara Fernández

Tamara Fernández

Periodista en potencia y amante de la comunicación. Me encanta viajar, conocer rincones recónditos acompañada siempre de mi móvil y de un buen libro. Apasionada de la nutrición y la gastronomía y buscando siempre nuevos sabores y experiencias para el paladar. Creciendo como profesional y como persona día a día.

Continúa leyendo