Orangettes

Te enseñamos a preparar este dulce que es una forma ideal de aprovechar la temporada de naranjas al máximo.

Ingredientes:

iStock
iStock
  • Piel de cinco o seis naranjas
  • 300 gramos de chocolate negro para fundir
  • 225 gramos de azúcar divididos en tres partes: dos de 25 gramos y una de 125.
  • Agua para fundir al baño María el chocolate y para cocer la piel de las naranjas
Tiempo de preparación: 90 minutos
6 comensales
Tipo de receta: Fruta

Elaboración:

  1. Lava bien las naranjas con agua y sécalas.
  2. Corta los extremos de las naranjas, corta la cáscara de un extremo al otro y retira la cáscara de las naranjas.
  3. Los cortes gruesos que tienes de la piel limpia, retirando impurezas y zonas blancas, córtalos a su vez en tiras finas y arregla también los bordes para que queden una especie de bastones estéticos. La medida, aproximadamente, puede ser de 4 o 5 milímetros de ancho de cada bastoncillo.
  4. En una cacerola mediana, coloque las cáscaras en agua hirviendo y cuécelas durante diez minutos.
  5. Enjuaga las cáscaras y repite este proceso una segunda vez pero cambiando también el agua. Esto se hace para eliminar el amargor de las cáscaras.
  6. En la misma cacerola, pon los trozos de cáscara hervida una tercera vez, cubre con abundante agua y añade 50 g de azúcar. Hierve durante una hora a fuego intenso. Vigila que no se peguen.
  7. Cuando haya pasado una hora, añade otros 50 gramos de azúcar y deja que hierva otra hora más. 
    Una vez pase este tiempo, escurre de nuevo las cáscaras de naranja y vuelve a ponerlas en la olla con el agua justa y añadiendo ahora el resto del azúcar, 125 gramos más.
  8. Remueve para que no se peguen. Cuando empiecen a clarear, alrededor de media hora después de hervir a fuego medio alto, escúrrelas por última vez. Verás que el agua estará casi evaporada por completo en este punto.
  9. Deja que enfríen y cuando lo hayan hecho, derrite al baño María el chocolate. Hay quien recomienda que reposen un día para que se seque la naranja confitada por completo. Dependerá de la urgencia que tengas, pero es bueno que reposen unas horas.
  10. Sumerge las cáscaras de naranja confitada en el chocolate con una inmersión rápida y ponlas sobre papel de horno para que pierda temperatura el chocolate. Tendrán que reposar para que estén listas para comer las orangettes. 

Continúa leyendo nuestras recetas...