Tarta Tatin

Aprende a preparar, paso a paso, esta receta propia de la cocina francesa. Dulce, deliciosa y peculiar, pues se prepara ¡al revés!

Tiempo de preparación: 90 minutos
Tiempo de cocción: 30 minutos
Económica
6 comensales
Tipo de receta: Fruta

Ingredientes:

  • 250 g de harina de repostería
  • 1 kg de manzanas
  • 160 + 75 g de mantequilla
  • 15 g de azúcar
  • 1 limón
  • 150 g de azúcar glas

Elaboración:

  1. Tamizar la harina antes de empezar. Colocar sobre una superficie amplia de trabajo.
  2. Añadir a la harina 15 g de azúcar, 160 g de mantequilla en dados y un huevo. Mezclar todo con ayuda de una espátula. Amasar pacientemente hasta obtener un resultado homogéneo. Hacer una bola con la masa, colocar en un bol, cubrir con film y dejar reposar.
  3. Pelar y cortar las manzanas cuartos, retirando todos los corazones. Colocarlas en un bol grande y mezclarlas con el limón exprimido.
  4. Derretir 75 g de mantequilla en una cazuela que también sea apta para el horno, a fuego muy bajo y mezclar con 150 g de azúcar glas. Una vez derretido y sin grumos, colocar las manzanas.
  5. Aplastar la masa con la mano y pasar el rodillo para hacer una capa. Añadir un poco de azúcar a las manzanas y unos dados de mantequilla. Tapar con la lámina de masa, ajustando bien todo el contorno.
  6. Hornear durante 30 minutos a 200 °C, precalentado previamente. Dejar que pierda temperatura, cubrir con un plato y dar la vuelta a la tarta.

Consejos y apuntes: La tarta Tatin es una peculiar tarta invertida, es decir, que se hace al revés, con la masa de base hacia arriba, y se da la vuelta antes de servir. La historia de la gastronomía coloca su origen en Francia en 1889 y aún hoy es una receta muy actual, que incluso se prepara con otro tipo de frutas. Para una versión más rápida, puedes optar por masa preparada que encuentras fácilmente en el supermercado. Se puede acompañar de helado de vainilla.

Continúa leyendo nuestras recetas...

#}