Cómida rápida: estos son los platos más sanos que puedes pedir

Te contamos cuáles son las opciones más “saludables” que puedes tomar cuando pidas comida rápida para llevar.

Sabemos que “comida rápida” y “comida sana” no son dos conceptos que suelan ir de la mano. La comida rápida, que se suele pedir en restaurantes y bares para llevar, suele ir cargada de colesterol, azúcares y grasas saturadas. Pizzas, patatas fritas, hamburguesas con queso, kebabs… por supuesto no pasa nada por disfrutar de un capricho de este tipo muy de vez en cuando, pero aún así, cuando pidas comida rápida, puedes echar mano de algunos trucos sencillos que te ayudarán a alimentarte un poco mejor. El primero de ellos es buscar la información nutricional acerca de los menús o los platos que muchos productos y restaurantes ya incluyen de forma obligatoria, que te ayudarán a tomar decisiones más saludables.

El segundo es tener fuerza de voluntad y apostar por las recetas más “sanas” que haya en estos menús de comida rápida, que muchas veces te puede costar identificar… Si necesitas ayuda, sigue leyendo. Te contamos cuáles son las opciones más “saludables” que puedes tomar cuando pidas comida para llevar.

Comida china

Los platos de comida china que más triunfan son los rebozados en tempura, los fideos o carnes fritas y los crujientes, en lugar de los tradicionales platos bajos en grasa. Te recomendamos lo siguiente: pide una sopa o un caldo de primero, que saciará tu apetito; y sobre todo, come despacio.

Los platos más saludables: Arroz al vapor o hervido, fideos simples, sopa de cangrejo y maíz dulce, albóndigas al vapor, pescado al vapor, chop suey de pollo, gambas de Sichuan o salteado de verduras son las recetas más saludables que puedes pedir.

Los platos menos saludables: Evita tomar platos como el arroz frito, el pato crujiente, la salsa agridulce, las bolas de pollo o gambas rebozadas, los rollitos de primavera y las costillas de cerdo.

comida china
iStock

Comida italiana

Los platos llenos de pasta cremosa y las pizzas llenas de queso pueden ser deliciosos, pero no son los más nutritivos. La buena noticia es que todavía hay muchas alternativas encantadoras bajas en grasas que seguramente te gustarán tanto o más. 

Los platos más saludables: Puedes apostar por las pizzas de masa fina, las carnes magras, las coberturas de verduras y mariscos, la bruschetta, la ciabatta, o las sopas italianas como la minestrone.

Los platos menos saludables: Huye de las pizzas con masas demasiado gruesas, de los aderezos de pepperoni o queso extra, de las salsas cremosas para pasta, del pan de ajo, de la lasaña o de los raviolis.

Comida mexicana

La comida mexicana ciertamente está llena de sabor, pero algunos elementos del menú pueden tener un alto contenido de calorías, grasas saturadas y sal

Platos más saludables: puedes tomar fajitas o burritos rellenos de carnes magras, aves, pescado o frijoles, guacamole (con moderación), pollo o pescado a la parrilla, ensaladas…

Platos menos saludables: Evita los frijoles refritos, los chips de tortilla salados o los nachos cargados de crema agria y queso.

fajitas
iStock

Continúa leyendo