Albóndigas de pollo al curry

Las albóndigas de pollo al curry se convertirán en tu plato estrella cuando tengas invitados en casa. Son muy fáciles de hacer y su sabor oriental te conquistará. ¿A qué esperas?

También te puede interesar:

Ingredientes:

  • 250 g de pechuga de pollo picada 
  • 2 cucharadas de harina
  • 1 huevo
  • 1 cebolla
  • 1 cucharada de tomate frito
  • ½ puerro
  • ¼ litro de caldo de ave
  • 1 cucharada de curry en polvo
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • sal
  • pimienta molida
  • 4 coles de Bruselas.
Tiempo de preparación: 30 minutos
Tiempo de cocción: 30 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Carnes
Light

Elaboración:

  1. Poner la carne picada de pollo en un bol hondo.
  2. Después añadir la sal y la pimienta.
  3. Batir ligeramente el huevo para luego verterlo en el bol.
  4. Realizar la mezcla para empezar a hacer las bolitas.
  5. Al finalizar de formar las bolitas, pasarlas ligeramente por harina.
  6. Dorarlas en una cacerola con aceite caliente.
  7. Cuando estén listas, retirar junto con la mayor parte del aceite.
  8. Añadir la cebolla pelada y la parte blanca del puerro. Ambas bien picadas y a sofreír.
  9. Cuando estén lacios, agregar el curry y remover durante ½ minuto sobre el fuego para después verter el caldo de ave.
  10. Llevar a punto de ebullición y dejar cocer a fuego lento unos 15 minutos.
  11. Agregar el tomate frito y las albóndigas hasta que hierva de nuevo y retirar del fuego.
  12. Separar las albóndigas de la salsa y envolver cada una en una hoja de col de Bruselas previamente cocidas.
  13. Servir en cazuelitas regadas con su salsa. ¡A comer!

Más información sobre estas albóndigas de pollo al curry:

El curry es una salsa que combina a la perfección con el pollo. La mezcla de sabores es exquisita. Existen muchísimas formas de hacer una salsa de curry. El color de la salsa puede tener variaciones, siempre dependiendo de las especias que utilices. 

Eso sí, existen una serie de ingredientes que no pueden faltar nunca en una buena salsa de curry. Una cebolla fresca, el curry en polvo, mantequilla, yogures, tabasco, pimienta, sal y caldo de pollo. Además, le puedes añadir las especias a tu gusto. 

Cuando picas la carne, tiende a oxidarse con más rapidez que la pieza entera y se pone mala en mucho menos tiempo. Por ello, la mejor opción es comprar la carne entera y picarla posteriormente en casa en el momento en el que vamos a preparar el plato. Además, es importante la calidad de la carne, a poder ser apuesta por el pollo de corral, ya que tiene un sabor más auténtico.

Existen varias formas de picar la carne, para las albóndigas te recomendamos que utilices un picador de carne o el accesorio picador de tu batidora. Ten en cuenta a la hora de empezar con este proceso, que es mucho mejor cortar trozos en bloques y posteriormente ir picando poco a poco.

Finalmente, si lo deseas acompañar con alguna guarnición, puedes optar por preparar un arroz blanco, patatas guisadas o al horno o tomar estas albóndigas de pollo al curry con alguna verdura. 

Con esta receta de albóndigas con salsa de curry siempre triunfarás cuando tengas invitados en casa o quieras comer algo diferente. Puedes servirlas como segundo plato o como una tapa en un picoteo informal. ¡El éxito está asegurado con esta receta!

Continúa leyendo nuestras recetas...