Faisán con coles salteadas

¿Has probado alguna vez el faisán? Te proponemos un platazo con una carne que no es excesivamente conocida pero que está de vicio. Descúbrela.

Ingredientes:

  • 1 faisán de 1 kg
  • 150 g de coles de Bruselas
  • 150 g de coliflor
  • 150 g de brócoli
  • 1,5 dl de aceite de oliva
  • 2 dl de caldo de ave desgrasado
  • 1 yema de huevo
  • 1 cucharadita de mostaza dulce
  • Pimienta
  • Sal.
Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 30 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Carnes
Sin gluten

Elaboración:

  1. Retirar las hojas exteriores de las coles de Bruselas y separar los ramitos de la coliflor y del brócoli.
  2. Cocer las verduras por separado en agua hirviendo con sal 10 minutos.
  3. Escurrir y ponerlas en un recipiente con agua helada.
  4. Separar las pechugas y los muslos del faisán.
  5. Retirar el hueso de los contramuslos.
  6. Calentar 1 dl de aceite en una sartén y saltear el faisán, troceado, durante 5 minutos.
  7. Bajar a fuego suave y continuar la cocción 10 minutos más, dándole la vuelta para que no se quemen las piezas.
  8. Retirar de la sartén.
  9. Desglasar la sartén con el caldo de ave.
  10. Recuperar el jugo de la cocción.
  11. Mezclar la yema de huevo con la mostaza y añadir el jugo de la cocción.
  12. Salpimentar.
  13. Saltear las verduras en el aceite restante caliente.
  14. Servir el faisán con las verduras y con la salsa.

Consejos para preparar esta receta de faisán con coles salteadas:

El faisán es un ave de origen asiático, que tiene una altura de unos 90 cm de altura y plumas brillantes y de vivos colores. Esta carne es de caza, por lo que solo la encontrarás en el mercado en esta temporada. 

Es una carne gourmet, con un sabor muy especial. Tiene características similares al pavo en cuanto a textura y sabor. Y en lo que al aspecto nutricional se refiere, también es similar al anterior. Se trata de una carne con un alto contenido de proteínas de alto valor biológico y muy poca cantidad de grasa, lo que hace que sea saludable y muy baja en calorías.

Este ave es rico en vitaminas del tipo B, especialmente en vitaminas B3 y B6. Esta última estabiliza los niveles de azúcar en sangre, protege y cuida del sistema nervioso y ayuda a la creación de glóbulos rojos. La vitamina B3, por su parte, regula los niveles de colesterol malo en sangre, estabiliza los niveles de glucosa y dota de elasticidad a los vasos sanguíneos. En cuanto a los minerales, es rica en calcio, hierro y selenio, entre otros.

Para la elaboración de esta receta es importante usar un faisán de buen tamaño y es muy importante cocinar esta carne en su punto exacto de cocción. Si la pasas, la carne quedará seca, dura y perderá toda la jugosidad que la caracteriza.

En cuanto a las verduras, nosotros hemos elegido estas tres que combinan a la perfección con esta carne y que pertenecen a la misma familia de vegetales, brasicáceas. Son hortalizas que dan un sabor potente a este plato. Tú puedes elegir las verduras que más te gusten, si quieres que el sabor sea más suave y ligero prueba a elaborar esta receta con zanahoria, cebolla y un poco de pimiento. También harán muy buena combinación con el faisán.

Disfruta de esta receta gourmet, que es fácil, rápida y está repleta de nutrientes. Nunca comer sano fue tan delicioso.

También te puede interesar:

Continúa leyendo nuestras recetas...