6 claves para usar correctamente tus tarjetas de crédito

¿Sueles utilizar la tarjeta para pagar antes que el efectivo? Los expertos de HelpMyCash nos dan las claves para usarlas sin endeudarnos y ahorrando en nuestras compras.

Tener un 'plástico' que se adapte a nuestro perfil como consumidores es vital para darle un buen uso y evitar sobreendeudarnos. A continuación, HelpMyCash nos enseña los factores más importantes que debemos tener en cuenta a la hora de elegir y usar las tarjetas de crédito.

 

Escoge el pago a fin de mes

 

Con las tarjetas de crédito tenemos diferentes formas de pago. Si escogemos el pago total a principios del mes siguiente, no nos cobrarán intereses. De esta manera evitamos gastar más de lo que deberíamos y, además, ahorraremos al no tener que pagar los intereses.

Busca tarjetas con la TAE baja

 

Si preferimos aplazar el pago y reembolsar el crédito en cuotas mensuales, debemos buscar tarjetas de crédito con intereses bajos. Así, mientras más baja sea la Tasa Anual Equivalente (TAE), menos intereses pagaremos durante el tiempo que devolvemos el dinero.

 

Aprovecha el 'pago fácil'

 

Son muchas las tarjetas de crédito que nos permiten el 'pago fácil'. Se trata de un servicio por el cual tenemos como método de reembolso habitual el pago total a fin de mes, pero con el que podemos elegir en una compra determinada el pago aplazado. De esta manera solo pagaremos intereses por una compra.

Cuidado con las tarjetas 'revolving'

 

Las tarjetas de crédito recargables son las que nos permiten disponer de nuevo de la totalidad del crédito a medida que lo devolvemos. Esta opción puede llevarnos a un descontrol de nuestras finanzas y hacer que gastemos por encima de nuestras posibilidades, haciendo que paguemos cada vez más intereses.

 

En situaciones muy concretas

Lo aconsejable es solo utilizar las tarjetas de crédito en momentos donde necesitamos una liquidez extra de la que no disponemos y no como un instrumento de financiación habitual.

 

Nunca pagues la cuota mínima

 

Las entidades nos permiten aplazar los pagos de las tarjetas pagando una cuota mensual mínima, abonando sólo un pequeño porcentaje del dinero utilizado. Sin embargo, aunque pueda parecer una opción muy práctica, pagando el mínimo generamos una gran cantidad de intereses que pueden llegar a duplicar la cantidad solicitada inicial.

 

Elige la más adecuada para ti

 

Para que nuestras compras con las tarjetas sean todavía más productivas debemos elegir una que se adapte a nuestros hábitos de compra, es decir, utilizar sus ofertas y promociones a nuestro favor. Si solemos comprar a través de Internet, podemos buscar tarjetas de crédito con descuentos en tiendas 'online'. Si nos gusta viajar, encontraremos una gran cantidad de tarjetas con descuentos en gasolineras y en billetes de avión.

Continúa leyendo