Ahorra siendo una conductora responsable

Economizar combustible, alargar la vida del vehículo y proteger el medio ambiente es posible si sigues estos consejos.

Revisa el coche

Puesta a punto. Imprescindible cambiar filtros, aceite y bujías en el momento indicado y mantener a punto el motor porque cuanto mejor funcione el coche, más carburante y más euros estarás ahorrando. Recuerda que un motor mal reglado incrementa el consumo en un 9 %.

Neumáticos. Hay que llevar siempre la presión correcta y las ruedas bien alineadas, así ofrecerán menos resistencia a las rozaduras contra el asfalto y podrás correr más sin necesidad de acelerar tanto. Gastarás entre un 15 y un 20 % menos de combustible.

Apaga el motor

La mayoría de las marcas llevan incorporado en sus modelos el sistema Start&Stop (S&S) que apaga automáticamente el motor cuando el vehículo se detiene ante un semáforo o en un atasco y vuelve a arrancarlo cuando se reinicia la marcha.

Un conductor que cada día permanece parado entre 10 y 12 minutos en su trayecto del trabajo a casa y viceversa ahorrará entre 0,5 y 0,7 litros por semana, es decir, entre 25 y 35 litros al año.

Modera la velocidad

Para ahorrar en gasolina, conduce de forma suave y uniforme, evitando en lo posible los frenazos y los acelerones. Además, si reduces en 10km/h la velocidad media de tu coche, gastarás unos 7€ menos por cada trayecto de 500 km. Por otro lado, la previsión de obstáculos es fundamental para una conducción uniforme y segura. Por ello, conviene mantener siempre la distancia de seguridad reglamentaria con los vehículos que circulan delante y detrás del nuestro.

Controla la climatización

Si el coche está en marcha, conectar el aire acondicionado reduce la potencia del motor entre 4 y 5 caballos, aumentando el gasto de carburante hasta un 25 %. Lo aconsejable es no poner la climatización mientras la temperatura interior se mantenga en 23-25ºC. Circular con las ventanillas abiertas incrementa el consumo de combustible un 5 %. Lo mejor es usar la ventilación forzada del coche. Así se puede ahorrar hasta 1 litro de combustible cada 100km.

Reduce la carga

¿Sabías que por cada 100 kg de peso adicional que incorpores al coche el consumo se incrementa al menos en un 5 %? Y no solo eso, el uso de la baca y otros accesorios exteriores puede dispararlo hasta un 15 %.

prudente con el equipaje que llevas y distribuye bien las cargas dentro del maletero. Evita colocar bultos, mochilas o maletas en la zona de los asientos y no te excedas en el peso o estarás perdiendo dinero.

También te puede interesar:

Continúa leyendo