Claves para afrontar tu primer día de trabajo

¿Estrenas trabajo? Toma nota de los mejores trucos para triunfar en el primer día.

Tras un largo recorrido de entrevistas, nervios y mucha paciencia, llega el día: consigues ese trabajo que tanto deseabas. Así que, aunque ya sabes que te han seleccionado por tus habilidades y competencias, en tu primer día de trabajo no bajes la guardia. ¿Cómo será? ¿Irá todo bien? Los nervios y la incertidumbre de lo nuevo, aunque son normales, pueden jugarte una mala pasada. No te preocupes, será tu primera toma de contacto con la compañía. Al principio todo parece extraño: debes asimilar mucha información, conocer a nuevas personas, adaptarte a un espacio nuevo, etc. La inseguridad es normal, pero debes aprender a hacerle frente y, en este sentido, también es importante la imagen que proyectamos, no solo de cara a los demás, también sentirnos guapas y vernos bien refuerza nuestra autoestima y nos hace pisar el terreno con mucha más seguridad en nosotras mismas. Por ello, es importante dedicar algo de tiempo al cuidado de nuestro aspecto, a lucir un cabello sano y bonito, a apostar por un maquillaje que nos favorezca y nos haga sentir cómodas, a elegir un tono de labial con el que nos sintamos seguras y nos vemaos más guapas. En un primer contacto todo cuenta y la imagen es lo primero que ven de nosotros. 

¿Qué pasos tienes que seguir el primer día que llegues a una empresa? ¿Cómo tienes que actuar? Hoy Dominique Cerri, Directora General de InfoJobs, gracias a su amplia experiencia y tras superar varios “primeros días de trabajo” en ambientes y culturas muy diferentes, te dará las claves para que superes con éxito ese primer día. ¡Toma nota!

Intenta dar una buena impresión

Llega unos minutos antes del comienzo de la jornada laboral para demostrar puntualidad en tu primer día de trabajo. Evita posibles contratiempos y ves con tiempo para demostrar que eres responsable y te adaptas a los horarios de entrada y de salida. Además, no olvides que cuanto antes estés allí, antes te sentarás en tu sitio y podrás comenzar a organizarlo todo.

Y, de la misma manera, presta atención a la hora de salida. Ésta suele ser más flexible que la de entrada. Debes irte cuando todo el trabajo esté terminado y te recomiendo que, antes de salir por la puerta, preguntes si alguien necesita alguna cosa. Transmitirás compañerismo e interés, hecho que es muy valorado en una empresa. Un aspecto que también deberás tener en cuenta es la vestimenta: se debe adecuar al ambiente de trabajo para que no desentones respecto al resto. Seguramente hayas ido ya a las oficinas para realizar las entrevistas. Intenta seguir la misma línea de ropa que viste en tu primera visita a la empresa.

No te quedes con dudas

Tu primera jornada se caracteriza por el exceso de información que recibirás. Conocer una organización, su metodología y todas las tareas que te incumben no es cuestión de un día, sino de un extenso recorrido en ésta. Por esta razón, no te preocupes si al principio te surgen dudas acerca de los procesos, la organización de la empresa o tus funciones en ella. ¡Lo mejor que puedes hacer es resolverlas! Pregunta todo lo que no te quede claro. Además, gracias a este interés conseguirás que, desde el primer día, todos tengan una buena percepción de ti.

Acércate a tus compañeros

Todos sabemos que, al final, pasamos más horas con nuestros compañeros de trabajo que con nuestra propia familia. Es esencial tener buena relación con tus compañeros, ya que pueden darte apoyo cuando lo necesites… y también puedes pasar buenos ratos con ellos (¡sí, en el trabajo también puedes divertirte!). El primer día, intenta entablar conversación con los compañeros. No te quedes en silencio esperando que se acerquen. Ármate de valor y sé tú quien se acerque a conocerlos. El buen ambiente es uno de los aspectos más importantes en tu trabajo.

Si sigues estos pasos, ¡superarás con creces tu primer día!

¡Mucha suerte!

Artículo elaborado por Dominique Cerri, Directora General de InfoJobs.

CONTINÚA LEYENDO