Compartir Gastos. ¡Solución Anticrisis!

Cuando el presupuesto no da más de sí hay que recurrir a ideas ingeniosas. La crisis nos obliga a plantearnos soluciones que en otros momentos ni se nos ocurrirían. Una de ellas es, sin duda, repartir gastos. ¿Cómo? Pues rentabilizando espacios vacíos, viajando en el mismo coche, comprando en grupo...

Se llama ‘consumo colaborativo’ y es lo último contra la crisis. ¿Quieres apuntarte? La fórmula de este sistema es sencilla: si todos colaboramos se puede ahorrar (bastante, en ocasiones). Ahora está muy de moda en España por la crisis, pero en otros países ya llevan años haciéndolo. ¿Acaso no es de sentido común dejar a otro que aparque en tu plaza de parking vacía cuando estás de vacaciones, o compartir coche si viajas solo todos los días? Se reparten gastos y tanto el uno como el otro salen ganando.

Intercambio casa en vacaciones. Aunque parezca mentira, en cualquier lugar del mundo siempre habrá alguien interesado en vivir el mes de agosto en tu apartamento del centro de Madrid. A cambio, y simultáneamente, tú pasarás las vacaciones en el suyo (ya sea en Nueva York, Praga, París o Las Vegas). Con este intercambio, el alojamiento te saldrá gratis. Puedes hacerlo en www.intercambiodecasa.es, www.knok.com o www.easypiso.com (en esta última, para compartir piso y precio de alquiler durante todo el año).

El coche es para compartirlo. Conducir solo es caro y contamina pero también es aburrido, por eso muchos pasajeros optan por entrar en páginas como www.blablablacar.es; allí encuentran compañía y pueden ahorrarse hasta un 75% de los costes del viaje. ¿Eres de las que disfrutan hablando durante el camino? ¿O simplemente prefieres ir acompañada al trabajo? Sólo tienes que registrarte y, de una forma privada y segura, buscar a los compañeros de viaje que más te convengan. En www.carpling.es puedes, además, encontrar con quién compartir taxi (te calculan el precio y hasta el porcentaje de trayecto en el que coincides con otros viajeros), la tarifa Mesa del AVE (ahorras un 50%) o, incluso, una plaza de garaje.

Internet comunitario. Compartir la red Wifi con los vecinos de tu bloque es legal y está aprobado por la CMT (Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones). Puedes disfrutar, junto al resto de propietarios, de acceso a la Red por sólo 5 € al mes. En webs como www.bloquewifi.com se encargan de facilitarlo. Ellos te ofrecen una instalación de varias líneas de ADSL (si una se cae puedes seguir navegando) mucho más potentes y rápidas que la doméstica, y el coste de éstas se divide por el número de vecinos. Cuantos más propietarios se apunten, más ahorro mensual para todos. En su web puedes calcular por cuánto.

Vegetales a domicilio. Cada semana puedes recibir en casa (si vives en Castilla y León y la Comunidad de Madrid) productos frescos de la huerta. Te saldrá por 20 € si coordinas el reparto junto con tus vecinos, frente a los 35 del pedido individual. Cuanta más gente de la zona en la que vivas pida sus vegetales a www.sabeyhuele.com, más pequeños serán los gastos de envío. Inf.: pedidos@sabeyhuele.com.

Jardines de infancia (rodantes). Durante las vacaciones escolares, muchas familias optan por los jardines rodantes, que consisten en agrupar a varios niños (hijos de amigos, vecinos, etc.) de las mismas edades en una misma casa (que va rotando, cada dos o tres días es una distinta), hasta la cual se desplaza la canguro, la animadora o la profesora de inglés. www.littlena tives.es y www.enbrazos.com.

La oficina a medias: ‘coworking’.  Acabas de montar un negocio por tu cuenta y quieres tener tu despacho en el centro de la ciudad, pero tu presupuesto es escaso. Una buena solución es compartir oficina con otros autónomos y pagar a medias el alquiler. Dispondrás de todos los servicios (wifi, sala de reuniones, café, escáner, fotocopiadora, proyector...) y además tendrás la oportunidad de intercambiar experiencias e ideas con distintos profesionales. Encuentra tu espacio en: www.studiobanana.org, www.loft-to-work.com, www.coworkingvalencia.com o www.bilbaocowork.com.

Más ideas…
-Si no te importa compartir mesa con extraños, en algunos restaurantes hacen precio de grupo y la comida sale más barata. Infórmate en tus favoritos.
-También te saldrán más económicas las clases particulares de idiomas si las compartes. Busca a alguien de tu nivel y ¡comparte profesor!
-¿Has contado a cuántos cumpleaños tienen que ir tus hijos al mes? Muchas mamás ya se coordinan y organizan sólo una fiesta de cumpleaños (y un regalo por niño) con los que han nacido en ese mes.
-Otra idea es la del Jardín Rotatorio: los vecinos se van rotando en las tareas de cuidado del jardín y comparten herramientas.
-Si vas de viaje al extranjero y no quieres quedarte sin excursiones extra recuerda que cuantas más personas vayáis, más barato te sale. Puedes encontrar mensajes de gente que busca compañeros de excursiones en los foros de páginas como www.losviajeros.com o www.tripadvisor.es.

Continúa leyendo