Vídeo de la semana

¿Estás Sin Trabajo Protocolo de un Parado.

Formar parte de la larguísima lista de desempleados no significa que debas mantenerte quieta. Al contrario, muévete, dale una vuelta a tus ideas y mantén la disciplina. Si cada día planificas tu agenda (aunque no la cumplas al 100%), evitarás caer en la apatía.
La mejor actitud para salir del desempleo no es dejarse llevar por las expectativas pesimistas, sino aprovechar todos los recursos a nuestro alcance para encontrar un nuevo trabajo. Toma nota. “Yo valgo para...” Dionisio Contreras Casado, consultor de inserción y reinserción laboral, explica que existen tres claves de la inteligencia emocional que ayudan a quien se encuentra en paro a afrontar con garantías la búsqueda de empleo: autoconocimiento, autocontrol y automotivación.
“El primer paso es conocerse uno mismo para ser capaz de controlar los sentimientos y los impulsos”, mantiene el experto. Si se logra, estaremos más preparados para aprovechar al máximo nuestras capacidades: “Es necesario que la persona tenga claras cuáles son sus principales fuentes de frustración, para no dejarse llevar por la apatía.
Y también que averigüe para qué puestos vale y cómo debería orientar su búsqueda”. Ser flexible ayuda... Uno de los obstáculos que más lastran la reincorporación al mercado laboral es, según Contreras Casado, la falsa creencia de que una persona ha nacido para desempeñar un único oficio. Un profesional determinado puede ser reacio a reciclarse y cambiar de sector, pese a que las posibilidades de encontrar trabajo en su ámbito resulten remotas. “El hecho de que un camarero, pongamos por caso, se empeñe en que sólo puede seguir siendo camarero le puede perjudicar mucho. Pero, si durante el tiempo en que ha trabajado en un bar ha aprendido a relacionarse, quizás pueda reorientar su vida laboral hacia un ámbito donde se valoren de forma especial las relaciones sociales”, pone como ejemplo.
También oponerse a cambiar de ciudad de residencia dificulta la situación. El consultor recuerda que las personas más flexibles, las que más presente tienen el concepto ‘darwiniano’ de la adaptación al entorno, son las más preparadas para reinsertarse en el mercado laboral. ... y seguir una rutina, también.
En cualquier caso, hay que huir de la queja permanente, el miedo al futuro y la tristeza, sentimientos que sólo nos introducen en una espiral de inactividad y pesadumbre que dificulta encontrar una salida. Este especialista asegura que quienes se encuentran en paro deben seguir una rutina diaria que los mantenga en activo y facilite su reinserción laboral. En la otra página te contamos algunas cosas que conviene hacer y por qué.
Internet. Los recursos más utilizados para buscar empleo, pero no es el único. La fórmula tradicional de ‘llamar a la puerta’ para entregar el currículo sigue siendo válida y hasta puede marcar diferencias con otros candidatos.
Ideas para seguir activa:
-No te dejes abatir por el negativismo informativo. El bombardeo de datos desalentadores nos puede hacer creer que la reincorporación al mercado laboral es imposible. Nada más lejos de la realidad. Aunque el paro ha ido en aumento, cada mes de 2011 se tramitaron en España más de un millón de altas a la Seguridad Social.
-Abre un ‘Blog’. Aprovecha las nuevas tecnologías (colgar un vídeo en YouTube o una página en Facebook) para dar a conocer tu potencial. Es sencillo, gratuito y puede procurarte una excelente proyección.
-Acude a tus contactos: el 22% de las empresas contrata en FUNCIÓN DE las recomendaciones de personas conocidas.
-Madruga. O, al menos, no remolonear en la cama toda la mañana. Aunque no haya que fichar en la oficina, conviene levantarse siempre a la misma hora y seguir una rutina de horarios y actividades que nos mantenga ocupados.
-Recíclate profesionalmente. Quizás sea el momento de cambiar de profesión; pero, si sigues apostando por la tuya, nunca está de más que profundices en algún ámbito relacionado con la actividad que has venido desempeñando. Además de ampliar el currículo, adquirirás nuevos conocimientos y habilidades que pueden facilitarte el acceso a un contrato.
-Haz deporte. Ayuda a mantener en forma el cuerpo y la mente. Si no quieres abonar la cuota del gimnasio, siempre puedes caminar, hacer footing o aprovechar las máquinas de ejercicio de muchos parques. Además de ser una práctica saludable, te pone en contacto con el mundo exterior y permite que establezcas nuevas relaciones.
-Estudia idiomas. Un informe de Adecco e Infoempleo muestra que dominar una lengua extranjera abre la puerta a un 27,55% más de ofertas de empleo. El idioma más solicitado es el inglés (requerido por el 72% de las compañías). Pero el alemán está en auge, por la demanda de mano de obra del país germano. Además, chino, japonés o árabe son cada vez más necesarios.

Continúa leyendo