Trucos para ahorrar en la factura de la luz

Sigue estos consejos para reducir tu factura de luz y gas.

Muchas veces no somos conscientes de que estamos desperdiciando la energía y el dinero, pero hay algunos hábitos recomendables que pueden ayudarnos a ahorrar hasta 300 euros anuales en las facturas de gas y electricidad.
Los electrodomésticos son los responsables del mayor consumo energético, pero si los utilizamos con cabeza, podemos reducir el gasto que realizan. Siempre que sea posible, hay que elegir un electrodoméstico de la categoría A, ya que son los más eficientes, pero el uso que hagamos de ellos también influye.
La nevera ha de programarse entre 3 y 7 grados, mientras que el congelador a -18 grados. Hay que evitar meter alimentos calientes y limpiar la escarcha del congelador para no producir un mayor gasto energético.

En cuanto a la lavadora, es recomendable utilizarla a plena carga y en programas cortos. Reducir la temperatura del agua a 15 grados y la velocidad de centrifugación también ahorra energía. El ciclo de lavado corto y la baja temperatura también han de aplicarse en el uso del lavavajillas.
Las bombillas de bajo consumo, de entre 11 y 15 watios, o las luces LED, consumen un 80% menos de energía que las bombillas tradicionales. En la misma línea, una televisión de plasma consume más energía que una de tipo LCD.

Finalmente, es muy importante apagar completamente los pequeños electrodomésticos y aparatos informáticos cuando no los estemos utilizando, y no dejarlos en stand-by. Para ello, es muy práctico enchufar varios aparatos a una regleta y para poder apagarlos todos a la vez antes de irnos a la cama. También hay que evitar dejar enchufados los cargadores de móvil u otros dispositivos, ya que producen consumo, aunque no tengamos los aparatos cargando.

Continúa leyendo