Claves para poner una mesa y que quede perfecta

Cuando invitas a comer tan importante es el menú como que los invitados se encuentren una mesa correctamente puesta. Te damos todas las claves paso a paso.

Cuando invitas a comer tan importante es el menú como que los invitados se encuentren una mesa correctamente puesta. Te damos todas las claves paso a paso.


Tanto si eres tú la anfitriona, como si vas a casa de otros, siempre sorprende gratamente encontrarse una mesa bonita, en la que sentirse a gusto y disfrutar de una buena velada. Que todo esté correctamente puesto es un punto más para que la reunión sea perfecta. Poner una mesa según el protocolo es todo un arte, pero con unos pequeños pasos sabrás los detalles más esenciales.


-La vajilla: es importante que dejes espacio suficiente entre cada comensal. Si no has puesto mantel los bajoplatos preservarán la mesa y la embellecerán y si los has puesto unos caminos de mesa te marcarán el sitio en el que situar los platos. Si es una comida pon el plato llano, el sopero y encima el pequeño de ensalada o la taza de consomé.

 

-Los cubiertos: el tenedor se pone a la izquierda y el cuchillo a la derecha, siempre con el filo hacia el plato. Los cubiertos de postre se ponen en la cabecera del plato: primero el tenedor con el mango hacia la izquierda, luego la cuchara con el mango a la derecha y el cuchillo entre los dos con el mango a la derecha. Los cubiertos más alejados del plato son los primeros que se utilizan: los de ensalada, los de pescado o los de carne. Lo mismo pasa con la cuchara. 

 

-Vasos y copas: la cristalería se coloca en línea o forma triangular y hay que colocar las necesarias para las bebidas que se van a servir: agua, vino blanco, tinto o cava. La de agua debe ir a la izquierda y a la derecha la de vino, siempre frente al plato.

-Plato del pan: colócalo a la izquierda del plato y sirve a cada comensal su panecillo una vez que estén sentados en la mesa. 

 

-Servilletas: puedes colocarlas bien dobladas y planchadas encima del plato o a la izquierda si tienes cuencos de consomé.

 

-Centros de mesa y luz: los centros de mesa deben de ser bajos, que no molesten a los comensales para hablar. Si los pones y quieres servir la comida a los invitados hazlo siempre por la derecha. En una comida más informal es mejor que la anfitriona sirva los platos, nunca muy llenos y mejor de pie, para servir correctamente y trinchar. La luz no debe ser ni muy baja ni demasiado intensa, que pueda molestar durante la comida. 

 

-El café: puedes servirlo en la mesa o en otra habitación. Llévalo a la mesa en una bandeja incluyendo el café recién hecho, una jarra con leche fría, otra con leche caliente y distintos tipos de azúcar y edulcorantes. Sirve el café en tazas con plato y la cucharilla cerca del asa, situada a la derecha. 

 

Y ahora, ¡a comer y disfrutar!

Continúa leyendo