Pata de gallo. Recupera el print del otoño