Vídeo de la semana

¿Cómo es un niño acosador?

El bullying desde el otro punto de vista.

Cuando se aborda el tema del bullying generalmente se hace desde el punto de vista de la víctima. Saber detectar los síntomas de que un niño está siendo acosado es fundamental para poder tomar las medidas necesarias para acabar con esa situación.
Sin embargo, el niño que ejerce el acoso también muestra una serie de comportamientos que, tanto en el colegio como en el hogar, pueden hacer sospechar que algo va mal.
El niño que ejerce el bullying sobre uno o varios compañeros muestra, en primer lugar, una falta de empatía. Sabe que su actitud causa sufrimiento a los demás y que está mal, pero es incapaz de ponerse en el lugar de la víctima. Observar que el niño no se conmueve o no se ve afectado ante situaciones violentas o dolorosas puede ser un claro síntoma de esta falta de empatía.

El acosador ataca a sus compañeros al detectar en ellos debilidades, o por cuestiones físicas, de raza o de orientación sexual. Sin embargo, al ser preguntados por las razones de su actitud, en muchos casos responden no saber por qué lo hacen.
La actitud de ejercer la violencia sobre sus iguales está interiorizada en ellos, al ser conductas que han normalizado al verlas en el hogar, en películas o en videojuegos. Por ello, al detectar que un niño está comportándose como un acosador, habría que analizar si requiere ayuda psicológica, o si es cuestión de educar en un sistema de valores y de establecer consecuencias ante los malos comportamientos.

Continúa leyendo