Vídeo de la semana

Prevén los catarros de los más pequeños en el cole

Te damos algunos consejos que evitarán que tus hijos estén enfermos durante el año.    

Cada mes de septiembre, con el comienzo del otoño y del curso escolar, los catarros y resfriados están a la orden del día. Los niños se ven amenazados por unos virus propios de la llegada del frío. Esto hace que los niños menores de 5 años contraigan entre seis y ocho infecciones respiratorias al año. ¿Se puede hacer algo para protegerles?La respuesta es sí, se puede.

 

Pero antes cabe recordar cuáles son los cuadros de infecciones que nuestros hijos pueden contraer. Por un lado tenemos el resfriado común de los niños se traduce en tos y mucosidad natal, no en malestar general. Más grave y con fiebre elevada es la gripe, que hace que pierdan el apetito y tengan mal cuerpo. Por último están las infecciones bacterianas, que afectan directamente a garganta u oído.

 

Para curar la aparición de gripes, resfriados e infecciones es conveniente seguir una serie de pautas tales como ingerir mucho líquido, lavados de nariz con suero fisiológico, elevar la cama para paliar la tos, o bien tomar antitérmicos si la fiebre es muy alta. Mantenerles hidratados es básico para evitar el contagio y la aparición de estos incómodos síntomas.

 

Por otro lado, los mocos es algo que les suele incomodar durante todo el año. ¿Cómo podemos evitar su aparición excesiva? Según los pediatras, los aspectos claves son: evitar contacto con personas acatarradas, lavarse las manos, seguir la campaña de vacunación y comer sano, además de descansar las horas necesarias.

Continúa leyendo