Revista Mía

ElectroFitness. El entrenamiento de las famosas

Es el entrenamiento de moda y los que lo han usado aseguran que los resultados se notan en muy pocas sesiones. ¿Qué sabes del chaleco de electroestimulación?

Es el entrenamiento de moda y los que lo han usado aseguran que los resultados se notan en muy pocas sesiones. ¿Qué sabes del chaleco de electroestimulación?

Sara Carbonero lo utilizó en su recuperación postparto, Paula Echevarría entrena con él frecuentemente… Y no solo ellas, también deportistas de élite, como Ussain Bolt, lo utilizan en sus sesiones de ejercicio. Hablamos con expertos de X-Fit para conocer en detalle cómo funciona este entrenamiento.

Se trata de unir la electroestimulación tradicional con ejercicios físicos. Se combinan contracciones musculares volutarias, las que realizamos nosotros mismos, con contracciones musculares involuntarias, provocadas por el equipo de electroestimulación.

Esto hace que sea un entrenamiento perfecto para reducir rápidamente el volumen de grasa y lo sustituye por masa muscular.

Es uno de los entrenamientos más solicitados para tonificar la figura, levantar glúteos, disminuir la celulitis, endurecer el abdomen o corregir la postura, nos comentan desde X-Fit.

También es muy eficaz para el tratamiento del suelo pélvico y para aumentar la fuerza, velocidad y resistencia de los deportistas.

El entrenamiento con EMS (Electro Estimulación Muscular) es muy intenso y siempre debe estar guiado por un entrenador personal.

Dura 20 minutos y se realiza una o dos veces por semana, no más. Esos 20 minutos equivalen a una sesión de 2 horas de entrenamiento convencional en el gimnasio. Por lo que es un entrenamiento perfecto personas
que no tienen mucho tiempo.

El gasto energético es también muy elevado. En una sola sesión se pueden quemar hasta 3.000 calorías y se trabajan más de 350 músculos a la vez. Esto se debe a la acción conjunta de las ondas de electroestimulación
sobre los grupos musculares más importantes, lo que hace que estén todos activos al mismo tiempo y a un nivel muy profundo.

Combinado con otros ejercicios, como nadar, correr o las sesiones de gym, resulta todavía más efectivo.

tracking