7 razones para usar un coche sostenible

La polución hace que cada vez sea más urgente elegir un coche sostenible, que no contamine. Aquí tienes 5 razones para convencerte.

La polución hace que cada vez sea más urgente elegir un coche sostenible, que no contamine. Aquí tienes 5 razones para convencerte.

1. Europa está “dieselizada”. Según datos del ICCT (International Council of Clean Transportation), en 2014 el 53 % de los turismos matriculados en Europa eran diésel (en EEUU el porcentaje no supera el 3 %). En España esta dependencia del gasoil es aún mayor: se venden un 63 % de vehículos diésel al año, según los datos de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac). Desde la entrada en vigor de la directiva europea relativa a la calidad del aire, la contaminación en las principales capitales europeas ha ido en aumento. Esta directiva surge porque se advierte de que los agentes contaminantes más peligrosos para la salud están fuera de control y que no basta con reducir las emisiones de CO2, causantes del efecto invernadero.

2. Las partículas diésel fueron clasificadas en 2012 por la Organización Mundial de la Salud como cancerígenas. Además, estimó que una de cada ocho muertes se deben a dolencias causadas por la contaminación atmosférica, que provoca enfermedades que van desde el asma a enfermedades cardíacas. Asimismo, los expertos alergólogos dictaminan que las partículas del diésel multiplican por 27 la capacidad alergénica del polen.También son dañinos los óxidos nitrosos (NO y NO2) conocidos como NOx y que provienen, fundamentalmente, de los motores diésel. Una exposición breve al NO2 puede provocar irritación del sistema respiratorio y ocular. A largo plazo, los principales efectos pueden ser un desarrollo pulmonar más lento en los niños y la aparición de enfermedades respiratorias crónicas y cerebrovasculares.

4. A finales de diciembre, en dos días se produjeron en Madrid 54 superaciones del valor límite horario de NO2 para la protección de la salud humana (200 μg/m3) que establece la legislación europea sobre calidad del aire.

5. Los informes de la OCDE indican que entre 2005 y 2010 hubo un aumento del 4 % de muertes prematuras provocadas por la contaminación atmosférica.

6. La superación recurrente de los umbrales de contaminación requieren reformas estructurales y una transformación de las flotas de vehículos contaminantes. El gas, el hidrógeno o la electricidad son alternativas eficientes y sostenibles, aunque el alto coste de producción de los vehículos eléctricos o los impulsados por hidrógeno dificultan su popularización.

7. En Madrid, por ejemplo, aún existen 1.200 autobuses de rutas interurbanas y otros casi 8.000 vehículos que transportan a personas en la almendra urbana que usan combustibles contaminantes.

Continúa leyendo