¡Por fin llega a los cines 'La chica del tren'!

Emily Blunt es la protagonista de la esperada versión cinematográfica del estupendo bestseller 'La chica del tren'. Seguro que es la estrella de la cartelera este fin de semana, pero tendrá que competir duramente con otros tres buenos filmes: 'El contable', un thriller con Ben Affleck, 'Verano en Brooklyn', protagonizado por Greg Kinnear, y la inquietante película española 'La próxima piel', con Emma Suárez y Sergi López.

La chica del tren

El bestseller La chica del tren de la escritora inglesa Paula Hawkins se ha convertido en un auténtico fenómeno literario, por eso se hacía imprescindible su versión cinematográfica. Y ha sido Tate Taylor, director de Criadas y señoras, quien se ha atrevido con uno de los mejores thrillers escritos en los últimos años (esta historia sobre testigos que se convierten en sospechosos lleva dos años siendo el libro más vendido en medio mundo).
La novela estaba narrada por tres mujeres: Rachel, una treintañera cuya vida se ha convertido en un desastre (se ha divorciado y su problema con la bebida le ha costado el trabajo); Megan, el 50 % de un matrimonio en apariencia perfecto y Anna, la esposa del exmarido de Rachel. Sin embargo, en la película La chica del tren, la voz cantante la lleva Rachel, a la que da vida con mucho acierto Emily Blunt (El diablo viste de Prada, Reina Victoria, La pesca del salmón en Yemen). Esta mujer de mediana edad que no está pasando por su mejor momento, va al centro de Londres a diario, a pesar de haber perdido el trabajo, para disimular ante su compañera de piso que no sabe nada del desastre de vida que lleva. Es en las breves paradas que hace el tren cuando Rachel observa las casas que están al borde de la vía y a las personas que viven en ellas. Curiosamente en esas mismas casas vivió ella misma no hace tanto con su exmarido, Tom -peronsaje al que da vida Justin Theroux (marido de Jennifer Aniston y protagonista de la serie de HBO The Leftovers). Cuando se separaron él se quedó en la casa, donde ahora vive con su nueva mujer Anna (Rebecca Ferguson) y su bebé. Vecinos de ellos son Megan (Haley Bennett, Los siete magníficos) y Scott (Luke Evans, Drácula, la leyenda jamás contada), una pareja que empieza a obsesionar a Rachel. Desde la ventanilla del tren parecen formar el matrimonio perfecto pero cuando Megan desaparece, Rachel empieza a sospechar del marido de la joven y acude a la policía. Pero ¿será una testigo fiable?

El contable

Ben Affleck se mete en la piel de Christian Wolff, un erudito de las matemáticas poco sociable por culpa de una infancia complicada que, utilizando como tapadera una gestoría de un pequeño pueblo, trabaja como contable autónomo para varias peligrosas organizaciones de delincuentes. Pero con el Departamento Jurídico del Ministerio de Hacienda vigilándole y su director Ray King (J.K. Simmons) pisándole los talones, Wolff decide coger un cliente legal que disipe las sospechas. El contable elige a una auxiliar de contabilidad (Anna Kendrick) de una empresa de robótica, que ha descubierto una brecha económica de millones de dólares en las cuentas. A medida que Wolff examina los libros de contabilidad la empresa va resultando más corrupta de lo imaginable y, además, los muertos aumentan alrededor de Wolff.
El contable es una película intrigante que nos mantiene en tensión y en cuyo reparto encontramos también al oscarizado J.K. Simmons (Whiplash) y al televisivo Jeffrey Tambor (Transparent). Ellos dos y Anna Kendrick (Up in the Air) nos regalan brillantes interpretaciones, pero por desgracia Affleck sigue sin encandilar cuando le dan un personaje de tanto peso.

Verano en Brooklyn

El director Ira Sachs se inspiró en su boda para la entrañable película El amor es extraño (2014), cinta sobre una relación de 40 años entre dos hombres. Ahora, recurre de nuevo a su vida para hablar de la forma en que nos relacionamos con nuestros padres e hijos. Y lo hace a través de Jake y Tony, dos adolescentes que comparten muchas cosas (arte, chicas, videojuegos..) y que deberán enfrentarse juntos a una disputa por un alquiler que surge entre sus padres.
Todo comienza cuando muere el abuelo de Jake y el joven debe trasladarse con sus padres, Kathy (Jennifer Ehle) y Brian (Greg Kinnear), a la casa con tienda que el anciano tenía en Brooklyn. El local está regentado por una inmigrante chilena, la madre de Tony. Mientras los jóvenes se hacen amigos, los problemas con la herencia y la presión por el alquiler de la tienda da pie a una disputa económica en la que se ven envueltos también ellos.
Verano en Brooklyn es una película que parece menor, pero justo en esa sencillez y en las sutiles interpretaciones de sus protagonistas radica su magia. Este drama social no dejará indiferente a nadie porque más de un espectador se sentirá identificado con la falta de trabajo, la crisis, los traslados de domicilio, las herencias y las presiones familiares que refleja Un verano en Brooklyn.

La próxima piel

El joven actor Àlex Monner (al que conocimos en la serie Pulseras rojas y en la película Los niños salvajes) protagoniza la historia del regreso de un joven que ocho años atrás desapareció en las montañas. Cuando todos le daban por muerto Gabriel aparece y se incorpora a una familia marcada por su desaparición. Al parecer vivió en un centro de menores francés bajo el nombre de Léo hasta que se descubre que es Gabriel, el niño desaparecido 8 años atrás tras un misterioso accidente. El chico resulta ser problemático y, además, no recuerda su pasado, lo que da pie a que al espectador le surja la duda permanente de su verdadera identidad. Surge así un interesante suspense en un ambiente familiar en el que todos guardan algún secreto. Su frágil, tierna y viuda madre, Ana (Emma Suárez, Julieta), ha vivido esperando este reencuentro y ahora cree poder rehacer su vida, pero su huraño e inquietante tío, Enric (Sergi López, El laberinto del Fauno), no lo ve tan claro. Cazador y dueño del bar del pueblo, no cree nada de lo que dice el reaparecido y cuestiona abiertamente su identidad. Sin embargo, el hijo de éste, Joan, se convertirá en el mejor amigo de Gabriel en su nueva vida.   
La próxima piel es un inquietante y fantástico drama, una coproducción entre España y Suiza que ha sido rodado en tres idiomas -español, francés y catalán (por eso recomendamos verla en versión original)- y que dejó muy buen sabor de boca en el pasado Festival de Málaga, donde ganó premios a Mejor Dirección (Isa Campo e Isaki Lacuesta), Mejor Actriz (Emma Suárez), Mejor Montaje (Domi Parra), además del Premio Especial del Jurado, el Premio de la crítica y el del Jurado Joven.

Cuando tienes 17 años

De Francia nos llega esta película dirigida por el veterano director galo (73 años), André Téchiné. Un drama adolescente que arranca cuando dos jóvenes de 17 años, Damien y Tom, se sienten atraídos el uno por el otro. Su relación es puesta a prueba cuando la madre de Damien decide invitar a Tom a vivir con ellos. Damien, el protagonista de Cuando tienes 17 años, vive tal conflicto interno ante su homosexualidad que reacciona con manifestaciones violentas de negación y acusaciones de acoso a Tom (un complicado joven que tiene a su madre enferma).

Continúa leyendo