Qué hacer cuando no sabes que hacer. Aprovecha tu tiempo

¿Te aburres y las horas se vuelven eternas? Hay muchas cosas que puedes hacer fuera de tu casa. Aprovecha que el día es largo y ya hace buen tiempo para disfrutar de la ciudad y realizar muchas actividades.

¿Te aburres y las horas se vuelven eternas? Hay muchas cosas que puedes hacer fuera de tu casa. Aprovecha que el día es largo y ya hace buen tiempo para disfrutar de la ciudad y realizar muchas actividades.

Estas son nuestras recomendaciones para disfrutar del tiempo libre:

 

- Descubre los parques de tu ciudad… O los jardines que son ‘pequeñas joyas’ y que aún no conoces. Seguro que pasas un buen rato sentada leyendo, charlando con un amigo o simplemente disfrutando del sol y de ver pasar la gente. 

- Acude a una conferencia. Hay miles de sitios en tu ciudad donde imparten conferencias y charlas sobre temas que te interesan. ¿Filosofía, política, literatura, arte, cine? Busca porque todas las instituciones, teatros, sedes, academias o centros culturales, tienen su calendario de actividades. ¡Y son gratuitas!

 

- Practica esa disciplina que siempre has querido aprender. ¿Nunca te has fijado que en un parque cerca de tu casa hay gente que se reúne a practicar tai-chi o yoga? ¿Y que en un café de tu barrio hay sesiones de poesía o de cuentacuentos o reuniones para practicar inglés? Investiga y descúbrelas.

 

- Camina. Paseando por la calle, además de hacer ejercicio, te encontrarás con cafés o locales que son pequeños tesoros y que tu no conocías. Rincones agradables, quizás algún pequeño taller artesano, una tienda especializada. Aprovecha para salir de las calles por las que siempre transitas y  ‘patear’ tu ciudad.

- Apúntate a un curso de un día o de fin de semana: de repostería, manualidades, costura. Conocerás gente nueva y, en solo unas horas, conseguirás tu objetivo: ricas madalenas, una mochila reversible, un cuello de punto, una camiseta tie-dye… Hay muchos y solo te llevarán unas horas.

 

- Descubre la historia de tu ciudad. ¿A que no sabes que hay visitas organizadas gratuitas para conocer los monumentos o algún barrio histórico? Apúntate y verás todo lo que no sabías.

 

- Visita un museo o exposición: seguro que hay muchos museos que no conoces y otros que hace miles de años a los que no vas. ¿Sabes que tienen un día en el que son gratuitos o en los que puedes entrar gratis a partir de cierta hora? Aprovecha para ver las obras maestras con calma, deleitándote, porque puedes volver a ver otra sala cuando tu quieras. ¡Museando!

 

- Haz un voluntariado: unas pocas horas de tu tiempo pueden ser muy útiles para cualquier ONG o asociación. Acompañar a ancianos, visitar a enfermos en hospitales, leer cuentos a niños hospitalizados, ayudar en un banco de alimentos o comedor social. Tu esfuerzo será recompensado con la satisfacción que sentirás: no puede haber tiempo mejor aprovechado. ¡Te engancharás!

Continúa leyendo