¿Te atreverías a probar comida hecha con una impresora 3D?

Un restaurante londinense ofrece a sus clientes platos elaborados con una impresora 3D.

¿Has oído hablar del restaurante ‘Food Ink’? Se trata de un local londinense que ha incluido un concepto de lo más innovador dentro de su oferta, y es que entre su equipo de cocineros está incluida una impresora 3D. El mundo gastronómico está cambiando y este restaurante es muestra de ello.

La impresora 3D permite a los comensales probar platos realizados a ordenador y plasmados en las más curiosas presentaciones. La innovación no se queda ahí, ya que también los cubiertos, los platos y las sillas del establecimiento han sido creadas con esta tecnología de impresión.

El ‘Food Ink’ presenta una carta muy selecta, ya que ofrece un total de 9 platos distintos a un cliente con un paladar de lo más exigente. La visita a este restaurante, cuyo aforo está limitado a un grupo pequeño de personas, ronda los 250 euros por persona.

Esta novedosa forma de hacer cocina ya ha presentado sus propuestas en los Países Bajos y pretende llegar a más ciudades de todo el mundo, como Roma, París, Berlín, Toronto, Las Vegas y Barcelona.

El día de su presentación, el ‘Food Ink’ contó con la presencia de los cocineros españoles Joel Castanyé y Mateo Blanch, quien además colaboró en la creación del menú.

Continúa leyendo