Triunfa en la primera noche

¿No sabes cómo actuar en la primera noche que pasáis juntos? ¿Y a la mañana siguiente? Desde Meetic nos resuelven las inseguridades y dudas más frecuentes.

¿Cuántas veces hemos visto en las películas cómo tras una noche de pasión uno de los personajes se levanta y se va intentando no hacer ruido para no despertar a su amante nocturno? Y… ¿quién no ha querido hacerlo alguna vez? La primera noche es una de las pruebas más difíciles de superar cuando conoces a alguien. Las expectativas, las dudas y los nervios pueden jugarte una mala pasada, sin embargo, desde Meetic nos descubren las diferentes maneras para conseguir que acabe siendo un éxito.

 

¿Querrá pasar la noche conmigo?

 

Esa es la primera duda que se nos suele plantear. A no ser que se haya dejado muy claro en una conversación previa, siempre nos queda la duda respecto a lo que nuestra cita tiene en la cabeza. Por eso, María Garay, 'dating coach' de Meetic, señala que en este punto tenemos que ser prácticos porque jugar a ser adivinos no nos servirá de mucho. Sin embargo, sí que podemos utilizar todo lo que está en nuestra mano y que depende de nosotros al 100% para conseguir aquello que queremos.

Controla el lenguaje no verbal

Nos referimos al comportamiento, los gestos y las señales en esa primera noche, tanto las que nosotros enviamos como el saber interpretar las que recibimos. Es importante darse cuenta de que tu cita puede que tenga las mismas dudas que tú y un poco de ayuda por tu parte no le vendrá mal para que se anime a dar el paso. Y por otro lado, no menos importante, es prestar atención, saber interpretar el lenguaje no verbal y los gestos del otro porque nos darán claves muy interesantes acerca de qué pasos dar.

 

Buena sintonía

 

Durante la conversación, trata de crear sintonía y afinidad con tu cita, y utiliza intencionadamente tus gestos, tu mirada e incluso tus silencios para seducirla y darle las suficientes pistas para que entienda que puede dar el paso sin miedo a equivocarse. Ya sabéis que dicen que todas las bromas que hacemos llevan un poquito de verdad en su interior, por tanto, bromear acerca de pasar la noche juntos o con preparar el desayuno al día siguiente es una forma de insinuar qué es lo que en realidad esperas y además da la oportunidad de restar importancia y mantener un ambiente más relajado respecto al tema.

 

'La última'

Pero lo que realmente te dará la seguridad de que tu cita quiere pasar la noche contigo es cuando te invita a “tomar la última” a su casa, como confirma el estudio de Meetic, 'LoveGeist', un detalle muy típico que no deja lugar a dudas y además te da la libertad de aceptar o no la oferta.

¿En tu casa o en la mía?

 

Y si no ha habido invitación previa ¿cómo decidimos en qué casa pasar la noche? Hay para todos los gustos. Algunos prefieren ir a su propia casa, dónde conocen el terreno y se sienten más seguros. Otros prefieren ir a casa ajena y así tener la libertad de marcharse cuando les apetezca sin pasar por la incómoda situación de pedirle a su cita que se vaya.

 

En un hotel

Pero la mayoría de los solteros españoles son más pragmáticos, según se extrae del estudio de Meetic, y dicen decantarse por la comodidad de un hotel. Además 8 de cada 10 prefieren pasar la noche completa y dormir acurrucados tras una noche de pasión.

 

¿Y la mañana siguiente?

 

Ahora, el momento crucial, la mañana. En el primer encuentro hay que tener en cuenta que es complicado que sea totalmente perfecto. Si todo ha ido según nuestras expectativas lo más seguro es que al día siguiente desayunemos juntos, nos despidamos con un beso o incluso volvamos a dormir juntos esa misma noche.

 

Una escapada rápida

Pero si la cosa no ha ido muy bien, es por la mañana cuando la vergüenza comienza a invadir nuestro cuerpo e intentamos escabullirnos antes de que la otra persona despierte, aunque si nos pilla en mitad de nuestra operación 'ninja' la vergüenza será aun mayor.

 

Una segunda oportunidad

 

De todas formas, que no cunda el pánico, en España nos gustan las segundas oportunidades. Así lo demuestra el estudio mencionado de Meetic: 8 de cada 10 solteros aseguran que darían una segunda oportunidad aunque el encuentro no fuera como esperaban, así que ya sabéis, cero presión y a disfrutar.

 

Puedes encontrar Meetic en Facebook y Twitter.

Continúa leyendo