Revista Mía
62554af45cafe8b54dc86f92

Volcán de chocolate hecho en casa con tierra de pistacho y nata

¿Quién puede resistirse a un exquisito coulant de chocolate? Lo cierto es que tanto el pistacho como la nata combinan muy bien con este postre.

Seguramente una de las recetas mas fáciles de hacer y que, sin embargo por desgracia, en el 90% de los restaurantes a los que acudo, prácticamente siempre son industriales (y ojo, que con esto no quiero decir que no estén buenos, simplemente que el hacerlos caseros y en el momento no tiene nada pero nada que ver)... sí, me estoy refiriendo al tan conocido y apreciado coulant de chocolate.
En mi caso, precisamente, no le llamo con este nombre, para de esta forma diferenciarlo un poco y que vean que realmente es casero.
Receta perfecta para cocinar con los más peques de la casa y disfrutar así de un día en familia en la cocina. ¿Nos ponemos en harina? Que no sé vosotros, pero yo tengo ya ganas de probarlo.

Ficha 

  • Tiempo de preparación 15 min
  • Tiempo de cocción 15 min
  • Porciones 4
  • Tipo de receta (n/a)
  • Precio -

Ingredientes

  • 180 gramos de chocolate negro
  • 160 gramos de mantequilla
  • 60 gramos de harina
  • 60 gramos de azúcar (para la masa del coulant)
  • 20 gramos de azúcar (para la nata montada)
  • 200 ml de nata de montar
  • 3 huevos enteros
  • 3 yemas de huevo
  • 100 gramos de pistacho pelado

Preparación

Primero precalentamos el horno a 180 grados con calor por arriba y por abajo

Por otro lado, empezamos a preparar la masa del coulant y ponemos a derretir el chocolate junto con la mantequilla, todo ello al baño maría

En cuanto lo tengamos derretido, lo vamos a dejar atemperar durante unos 5 minutos, pasado este tiempo, podemos incorporar el azúcar, los huevos y las yemas, mezclamos todo muy bien hasta conseguir integrar bien todos los ingredientes y conseguir una masa uniforme y homogéneaSeguidamente, tamizaremos la harina y la iremos echando poco a poco a la vez que vamos mezclando, el tamizado nos ayuda a que no se formen grumos y que de esta forma consigamos que la masa del coulant de chocolate negro nos quede perfecta

Por último, verteremos la masa en unos moldes metálicos e individuales

Es muy importante para luego poder desmoldar bien nuestro coulant, que untemos con un poco de mantequilla molde por molde

Una vez los tengamos todos, echaremos un poco de harina en cada uno de ellos y quitaremos el sobrante

También es importante no llenar mas que ¾ partes de cada uno de ellos, puesto que luego cuando estén en el horno cocinándose, van a subir y no queremos se nos sobrepase la altura del moldeUna vez seguidas todas estas indicaciones, los meteremos en el horno durante 10 minutos

Pasado este tiempo, los dejaremos reposar un par de minutos y los desmoldaremos

Para terminar nuestro postre, pondremos unos puntos de nata montada a lo largo de uno de los costados del plato y le añadiremos la tierra de pistacho por encima de todo el plato

Espolvorearemos con un poco de azúcar glas y misión cumplida, un postre increíble y fácil  para deslumbrar  a mayores y pequeños, pero sobre todo para disfrutarlo en familia

tracking