Revista Mía

Patatas guisadas con bacalao

¿Quieres disfrutar de un plato de cuchara tradicional y delicioso? Te ayudamos a preparar unas patatas guisadas con bacalao.

Consejos para hacer esta receta de bacalao

- Es importante para que la receta salga bien, respetar el tiempo que debe estar el bacalao en remojo y también no olvidarnos de cambiarle el agua al menos tres veces.
- El bacalao se considera un pescado blanco. Su carne es magra y es en el hígado y en la piel donde acumula gran parte de la grasa. Nos aporta tres nutrientes muy importantes: vitamina D, selenio y omega 3.
- A la hora de escoger las patatas es conveniente que procuremos cogerlas todas de tamaño similar, para que después se cocinen en el mismo tiempo. Decimos que pelamos las patatas y las chascamos, esto quiere decir que no las cortamos por completo con el cuchillo, si no que hacemos un corte hasta la mitad y terminamos de cortar cada trozo “arrancando” con el cuchillo, es decir, haciendo palanca con él. Esto ayuda a espesar el guiso y a que las patatas suelten más almidón.
- El caldo de verduras que utilizamos en esta receta podemos hacerlo casero o comprarlo ya elaborado y envasado. Si optamos por hacerlo casero, solo necesitaremos verduras como puerro, pimiento, media cebolla, un par de zanahorias, un apio, un nabo y un tomate, por ejemplo (se pueden variar las verduras, utilizar alguna más o prescindir de alguna). También necesitaremos una hojita de laurel. Lavamos y cortamos las verduras, las rehogamos en una cazuela con un poco de aceite. Una vez rehogadas, añadimos el agua a la cacerola y el laurel. Esperamos a que hierva y después dejamos cocer a fuego suave durante una media hora. Pasado ese tiempo estará listo, lo retiramos del fuego, colamos el caldo y ya lo podemos utilizar en esta receta.

Ficha 

  • Tiempo de preparación 30 min
  • Tiempo de cocción 30 min
  • Porciones 4
  • Tipo de receta (n/a)
  • Precio -

Ingredientes

  • 750 g de patatas
  • 350 g de bacalao seco
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 2 dientes de ajo
  • 2 tomates maduros
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 100 ml de caldo de verduras
  • Sal

Preparación

En primer lugar, para hacer esta receta debemos poner el bacalao en un recipiente, cubrirlo con agua fría y dejar en la nevera durante 24 horas

En este tiempo, lo recomendable es cambiar el agua tres veces

Pasado ese tiempo, sacamos el bacalao del agua, lo escurrimos bien y lo troceamos

A continuación, pelamos la cebolla y la partimos por la mitad

Abrimos también los pimientos a lo largo y les retiramos los filamentos y las simientes

Pelamos las patatas y las chascamos

Después, pelamos los dientes de ajo

El siguiente paso es disponer la mitad de la cebolla y de los pimientos y un tomate (reservamos el resto en otro recipiente) en una cacerola

Agregamos las patatas y el ajo

Cubrimos con agua, añadimos un poco de sal y cocemos a fuego suave durante 20 minutos

Pasado ese tiempo retiramos las verduras

Picamos muy fino la mitad de la cebolla que habíamos reservado

Cortamos en dados pequeños los pimientos reservados

Pelamos y picamos el tomate restante

Calentamos 2 cucharadas de aceite de oliva en una sartén y rehogamos la cebolla hasta que esté transparente, añadimos los dados de pimiento y, cuando estén blandos, incorporamos el tomate

Continuamos la cocción durante 5 minutos más

Agregamos el caldo de verduras y damos un hervor

Vertemos en la cacerola de las patatas, añadimos el bacalao y dejamos cocer durante 5 minutos más

Servimos el guiso caliente

tracking