5 razones para tener más sexo

Es divertido y te causa placer, pero si estos no fueran motivos suficientes para que lo practiques más a menudo, te mostramos otros de sus beneficios que quizá desconozcas.

Potencia la memoria

Cuando practicamos sexo, segregamos oxitocina (la llamada “molécula del amor”), serotonina (que levanta nuestro ánimo) y endorfinas (que nos producen sensación de placer y euforia). Todas estas sustancias no solo nos proporcionan bienestar cuando las producimos, sino que también influyen positivamente en nuestro sistema nervioso y, en consecuencia, en mejorar nuestra capacidad intelectual. Quizá dejes de pensar a diario dónde dejaste las llaves del coche, practicando más sexo.

Dormirás mejor

¿Sufres de insomnio? ¿Te cuesta conciliar el sueño porque te llevas los problemas del día a la cama? ¡Acércate a tu compañero de habitación! La oxitocina no es la única hormona que segregas después del orgasmo, también produces prolactina, una hormona que reduce el efecto de la dopamina.

¿Y por qué es bueno anular los efectos de este neurotransmisor? Muy sencillo, favorece que te mantengas despierta. Investigadores de Berlín descubrieron que las personas estresadas tenían concentraciones altas de dopamina.

Quemarás calorías

Aproximadamente 100 en cada encuentro amoroso, según un estudio de la Universidad de Montreal (Canadá), lo que equivale a andar 4 kilómetros. ¿No crees que es el complemento perfecto para mantenerte en buena forma?

También podrá servirte para compensar un día en el que te has saltado la dieta o has picado más de la cuenta. Por otro lado, cuanto más duren tus sesiones de sexo y con más intensidad lo practiques, más calorías quemarás, así que, ya sabes, no tengas prisa en terminar e intenta que no se convierta en un acto rutinario.

Refuerzas tu sistema inmunitario

Ya tienes un motivo más para disfrutar en la cama: podría ayudarte a luchar contra un resfriado. Mantener relaciones sexuales aumenta los niveles de la inmunoglobulina A salivar (IgA), una proteína de la sangre que se encuentra en las membranas mucosas y que el cuerpo utiliza como su primera línea de defensa para luchar contra las infecciones respiratorias, según un estudio de la Universidad Rochester Medical Center (EE UU).

Irás más contento a la oficina

La Universidad de Oregón (Estados Unidos) realizó un estudio a 159 empleados de una empresa que estaban casados. Los participantes tenían que anotar cuándo practicaban sexo después de su jornada laboral. Curiosamente, los que tenían relaciones la noche antes, eran más eficientes en el trabajo y pasaban su jornada laboral de mucho mejor humor. ¿La causa? El sexo hace que te levantes con una actitud mucho más positiva gracias a la oxitocina y dopamina que desprendió tu cuerpo la noche anterior.

También te puede interesar:

Continúa leyendo