5 razones para tomar zumos de frutas

Todos sabemos que tomar fruta ayuda a llevar una dieta equilibrada. Pero es que, además, en esta época del año, ayuda a prevenir enfermedades como los resfriados o la gripe.

Todos sabemos que tomar la fruta ayuda a llevar una dieta equilibrada. Pero es que, además, en esta época del año, resulta doblemente beneficiosa para prevenir la aparición de ciertas enfermedades como los resfriados o la gripe. 

 

No hay que olvidar que la OMS recomienda tomar al menos 400 gramos de frutas y verduras variadas, que equivalen a 5 raciones diarias. Y que un vaso de zumo puede ser una de estas cinco raciones recomendadas (los zumos de frutas son igualmente ricos en compuestos bioactivos como el betacaroteno, vitaminas C y E, licopeno… que actúan como protectores ante distintas enfermedades y procesos neurodegenerativos). La Asociación Española de fabricantes de Zumos, Asozumos, nos recuerdan los beneficios saludables que aportan los zumos de frutas y destacan cinco motivos clave, por los cuales debemos tomarlos.

 

Cinco beneficios de los zumos de frutas

1. Nutren. Su capacidad nutricional los convierten en un alimento ideal para toda la familia: proporcionan hidratos de carbono y pocas grasas y proteínas.

 

2. Hidratan. Su alto contenido en agua y en potasio, así como su baja cantidad de sodio, nos mantiene hidratados y nos ayuda a eliminar toxinas. Aunque la hidratación debemos hacerla fundamentalmente con agua, un vaso de zumo al día nos ayuda a satisfacer la cantidad de agua que necesitamos.

 

3. Dan energía. Los zumos de frutas, por su contenido en azúcares, son estupendos para recuperarnos físicamente,  aceleran el proceso de recuperación física en situaciones de desgaste y además evitan la fatiga o la sensación de cansancio, ya que son fuente de vitaminas  A,B y C.

 

4. Son fortificantes... Intervienen de forma significativa en el desarrollo y el mantenimiento de los huesos.  

 

5. … y antioxidantes: Al contener muchos antioxidantes, reducen las probabilidades de desarrollar enfermedades degenerativas.

 

CONTINÚA LEYENDO