Aceite de palma, ¿tan malo como dicen?

Todo lo que debes saber sobre el aceite de palma.

El aceite de palma es el aceite más utilizado en todo el mundo y, además, está presente en muchísimos alimentos y productos del sector cosmético. En realidad es un aceite muy rico en grasas saturadas, así que se encuentra muy lejos de ser un alimento saludable y que fomente el equilibro nutricional, y muy lejos, también, de ser bueno para el medio ambiente, ya que está produciendo un aumento del calentamiento global.

Cada vez hay más desconfianza hacia el aceite de palma. Suele estar presente en bollería, galletas, snacks, comidas precocinadas, pasteles… El aceite de palma cada vez está más relacionado con serios problemas de salud, como enfermedades cardiovasculares, falta de energía, diabetes, obesidad, es más, han saltado todas las alarmas tras un informe del Instituto de Investigación de Barcelona, en el cual se confirma que el aceite de palma está relacionado con el cáncer y sus complicaciones, como la metástasis.

Qué hacer al respecto

Es conveniente evitar este tipo de aceite en nuestra dieta, más que nada por los problemas de salud que pueden venir a raíz de él, sobre todo, si se abusa. Es mejor retirar de la dieta todo tipo de bollería industrial y platos precocinados. Optar por alimentos caseros y por utilizar fuentes de grasas buenas, como por ejemplo, el aceite de oliva.

Fijarse en el etiquetado de los productos es una buena opción para evitar consumir el aceite de palma.

En los ingredientes debe venir si es o no es aceite de palma, pero en el caso de que no esté claro, un truco, si el contenido de grasas saturadas es parecido o mayor que el 50 %, tiene muchas papeletas de que sea aceite de palma, ¡evítalo!

También te puede interesar:
Clara

Clara Martínez

Continúa leyendo