Alimentos perfectos para adelgazar en primavera: opciones saludables y deliciosas

Los alimentos de temporada son ideales por su riqueza nutritiva y sabor únicos. Y en primavera podemos encontrar alimentos ideales para perder peso. Te descubrimos los más deliciosos (y saludables).

Alimentos perfectos para adelgazar en primavera
Foto: Istock

Tal y como coinciden en señalar muchos nutricionistas, la clave no está en comer de todo, sino en saber escoger muy bien qué alimentos consumimos cada día, siendo preferibles aquellos que sean naturales, presenten un menor procesamiento y, sobre todo, cuenten con un alto contenido nutritivo. 

Y esto significa optar por grupos de alimentos altamente beneficiosos y nutritivos, como podría ser el caso de las frutas, verduras y hortalizas, legumbres, cereales (preferiblemente integrales), frutos secos y, en especial, grasas saludables. 

En este sentido, no hay duda que una opción excelente pasa por comer alimentos de temporada, lo que nos ofrece todavía muchas más ventajas. ¿Sabes por qué? Principalmente porque contienen todos los nutrientes que nuestro organismo necesita en función de la época del año en que nos encontremos. 

Además, presentan un mejor sabor y una mejor textura. Y, en resumidas cuentas, se encuentran en su mejor momento de consumo.

Durante la primavera, por ejemplo, destacan algunos grupos de alimentos realmente deliciosos y exquisitos, que también se caracterizan por ser muy bajos en grasas. Por tanto, si sigues una dieta de adelgazamiento, o persigues el objetivo de perder peso en esta primavera, te descubrimos algunos de los mejores alimentos por los que podrías optar durante esta temporada.

Espárragos

Los espárragos se caracterizan por ser una de las primeras hortalizas en llegar a los mercados durante los meses de abril y mayo. Desde un punto de vista nutritivo destacan principalmente por ser ricos en calcio, hierro y cobre, además de vitaminas como el ácido fólico, A, C, E, K y B6.

También contienen fibra tanto soluble como insoluble, lo que es de muchísima ayuda a la hora de sentirnos más saciados o llenos después de una comida, dado que el sistema digestivo tiende a tardar un poco más en procesarlo.

Por otro lado, con apenas 27 calorías por taza, y tres gramos de proteínas, se convierte en un alimento libre de culpa que podemos comer en todo momento, sobre todo cuando tienes en mente bajar de peso.

Albaricoques

Albaricoques
Foto: Istock

Desde finales de abril hasta aproximadamente mediados del mes de julio podemos encontrarnos con esta deliciosa fruta de hueso, la cual puede llegar a convertirse en uno de los sustitutos perfectos para otros dulces con mayor contenido calórico.

Se encuentra repleto de vitamina C, vitamina A y potasio. En el caso de la vitamina A, por ejemplo, es una opción natural excelente a la hora de promover una mejor visión, además de un sistema inmunológico más fuerte.

Proporciona solo 79 calorías por taza, y cuenta, además, con 3 gramos de fibra. No hay duda que se convierte en una opción excelente para cualquier postre.

Fresas

Encontraremos fresas de temporada en los mercados entre mediados de abril y junio. De característico color rojo brillante, y de apariencia y forma inigualables, es una opción excelente para cualquier dieta. Además, está repleta de nutrientes muy saludables.

Por ejemplo, en el año 2015 un estudio analizó los efectos de ciertas bayas, entre las que se encontraban las fresas, las cuales son muy ricas en antocianinas. En esa investigación se encontró que estos compuestos eran útiles a la hora de disminuir la acumulación de grasa abdominal en animales.

Guisantes

Ideales durante la primavera en forma de ensaladas frías, los guisantes son muy ricos en fibra, además de vitaminas A, B6, C, K, ácido fólico, riboflavina y tiamina, y minerales como el magnesio, potasio, fósforo, hierro y manganeso.

Además, es un alimento realmente versátil en la cocina, de manera que podemos utilizarlo en la elaboración de una amplia diversidad de preparaciones, desde frías a calientes.

Morilla (Morchella esculenta)

De textura y forma características, la morilla es un hongo muy particular, el cual se tiende a consumir seco en infinidad de recetas calientes.

Es considerado como la tercera fuente vegetal más rica de vitamina D, que presenta diferentes funciones biológicas, que van mucho más allá de su función tradicionalmente conocida en el metabolismo de los huesos.

En este sentido, un estudio llevado a cabo en un grupo de corredores encontró que cuando el nivel de vitamina D era muy bajo el riesgo de inflamación se incrementaba. Y, cuando esto ocurre, pueden surgir bloqueos en las arterias e incluso aumentar de peso.

Pomelo

Pomelo
Foto: Istock

Entero o en ensalada no hay duda que el pomelo es una opción excelente durante la primavera, gracias a que se constituye como un auténtico cóctel de vitamina C, fibra, hierro, carotenos, minerales y fibra.

Apenas proporciona 40 calorías por cada 100 gramos de producto, y es ideal consumido solo, con una simple cuchara, o en deliciosas ensaladas refrescantes en forma de gajos. 

Berenjenas

La berenjena es un alimento realmente rico en fibra, vitaminas y minerales, muy versátil en la cocina ya que puede ser utilizado en diferentes recetas. Eso sí, para disminuir su amargor es conveniente dejarla durante un tiempo en remojo con agua y sal (tras haberla cortado en rodajas). 

Algún que otro estudio encontró que la berenjena era capaz de atrapar las grasas y llevárselas consigo durante el proceso de la digestión, en lugar de dejar que se asienten en el cuerpo. Por otro lado, 100 gramos de berenjenas aportan solo 24 calorías.

Christian Pérez

Christian Pérez

Editor de Gaia Media Magazines y creador de revistas como Natursan, Vegveggies o Saludablementebien. Creador de contenidos especializado en nutrición, lifestyle y salud. Y lo más importante: Papá de 2 niñas

Continúa leyendo