Vídeo de la semana

Así es la dieta Zero Belly para poder lucir un vientre plano en pocas semanas

Conoce las pautas básicas de este método: los alimentos que tienes que incluir en tu dieta diaria y lo que debes evitar sí o sí para perder la grasa abdominal localizada.

dieta zero belly
iStock.

Cuando cogemos peso, una de las zonas en las que más se suele acumular es en la barriguita (además de las caderas y los glúteos). Quizá por eso hay métodos específicos para esa parte del cuerpo enfocados a evitar la acumulación de depósitos de grasa. Uno de ellos que se ha puesto muy de moda es la dieta Zero Belly, con la que puedes lucir vientre plano en sólo unas semanas. Al menos eso es lo que asegura su creador, David Zinczenko, que detalló su plan nutricional en el año 2015 en su libro, Diet Zero Belly, todo un best seller de la época. Ahora vuelve a estar de actualidad y para las que no sabéis en qué consiste, vamos a explicaros sus bases.

Parte de una premisa: hay ciertos alimentos que hacen que lo que el autor llama "nuestros genes de grasa" se activen o se desactiven provocando hinchazón y aumentando el porcentaje de grasa visceral, que es la más peligrosa para la salud cardiovascular. Para contrarrestar los efectos negativos de esos productos, hay otros que te ayudan a perder peso y que el libro detalla. Pero antes de analizar esas comidas que te van a ayudar a conseguir un vientre plano, has de poner en práctica los siguientes hábitos en la mesa. Grábatelo a fuego...

- Reducir el consumo de sal, lo que incluye evitar comidas procesadas que suelen contener este ingrediente en exceso, además de grasas saturadas.
- Reducir el consumo de lácteos. Apuesta por desnatados.
- Eliminar los endulzantes artificiales de todo tipo, ya sea productos con azúcar añadido, bollería industrial, galletas, zumos envasados... 

Lo que debes comer

Ya tenemos claro qué no debemos comer y hemos comprobado que las pautas no tienen mucha ciencia, porque se trata de no abusar de cosas que, además de no ayudarte a adelgazar, tampoco son demasiado saludables. Ahora vienen los alimentos que SÍ debemos incluir en la dieta y ya avisamos que tampoco te va a sorprender demasiado.

1 - Huevos, por su contenido en colina, un nutriente esencial que se cree que podría desactivar los genes de la grasa visceral, según se explica en el libro.
2 - Frutos rojos, ricos en antioxidantes.
3 - Aceite de oliva y otras grasas saludables, como el aguacate.
4 - Legumbres, arroz integral, avena... Todos ellos son alimentos ricos en fibra y beneficiosos para mejorar la salud intestinal.
5 - Soja, frutos secos o semillas por ser ricos en proteínas.
6 - Carnes magras, como el pollo o el pavo, mejor que carne roja.
7 - Verduras de hoja verde.
8 - Especias como la canela, el jengibre o cualquier otro alimento que tenga propiedades antiinflamatorias. 

¿En qué se basa? Según su creador es posible activar o desactivar ciertos genes de la grasa a través de alimentos ricos en nutrientes como la betaína, colina, ácido fólico y metionina, presentes en la lista de productos que hemos mencionado. ¿Y cuánto puedes perder? Hasta siete kilos en dos semanas... La dieta Zero Belly parece tener muchas ventajas y ser saludable, pero lo mejor es consultar siempre a un especialista para ver si es indicada para ti.

Continúa leyendo