Vídeo de la semana

¿Cómo almacenar los huevos correctamente? Esto es lo que deberías saber

Así es cómo debes guardar los huevos para conservar bien todos los nutrientes y propiedades de este alimento.

huevos
iStock

Fuente de proteínas de alta calidad y de lípidos, los huevos son uno de los alimentos más nutritivos, cocinados y consumidos de todo el mundo. Este pequeño manjar entra dentro de la categoría de alimentos proteicos, al igual que la carne y el pescado, con unos 6,4 gramos de este nutriente por media. Son, por ello, uno de los productos básicos de cualquier alimentación equilibrada. ¡Y están riquísimos! ¿Qué más se le puede pedir?

Para disfrutar de un huevo y aprovechar sus nutrientes al máximo, es necesario consumirlo dentro de una fecha concreta y además, almacenarlo durante ese tiempo de una forma correcta. Por lo general, los huevos traen marcado una fecha de caducidad de 30 días, pero lo cierto es que conservado en óptimas condiciones, aguanta sin perder calidad durante 70 días.

Un detalle importante a tener en cuenta a la hora de almacenar los huevos es la humedad: un ambiente húmedo y la falta de anhídrido carbónico pueden ocasionar movimientos acuosos entre la clara y la yema del huevo (haciendo que la primera se vuelva más viscosa y la segunda más acuosa) y sí que pueden provocar que el sabor del alimento cambie. Por ello, la nevera es el mejor lugar dónde se pueden almacenar.  Y otro punto importante llegados aquí: ¿cuándo se lavan los huevos? Los expertos recomiendan guardarlos en el frigorífico sin lavar, y hacerlo sólo en el momento en el que vayamos a consumirlos y cocinarlos. Si se lavan primero y después se guardan, la contaminación externa podría diluirse en la superficie del huevo, porosa, contaminando el interior del alimento.

¿Cómo saber si un huevo sigue estando fresco?

La forma más fácil de saber si un huevo almacenado bastante tiempo sigue estando fresco es mirar a su interior. Si el huevo está en buenas condiciones, la yema estará alta y la clara tendrá dos zonas diferenciadas: una más espesa y otra más líquida. También se puede comprobar el estado de un huevo introduciéndolo en agua: si flota y se queda en la superficie, es síntoma de que está pasado de fecha.

huevos en la nevera
iStock

Cuidado con...

Estas son algunas recomendaciones que deberías seguir para asegurarte de que tomas siempre huevos que han sido bien almacenados -y de buena calidad-:

  • Asegúrate de que los huevos están bien cocinados: si están cocidos deben de estar duros y si están fritos, firmes.
  • ¿Qué hacer con los huevos que vienen en el paquete con pequeñas fisuras? En este caso es mejor no consumirlos después de su fecha de caducidad.
  • No someter los huevos a muchos cambios de temperatura.
  • Si te han sobrado huevos que has cocinado, guardarlos siempre en la nevera y consúmelos lo antes posible.

Continúa leyendo