¿Desmotivada en el trabajo? ¡Puede afectar a tu salud!

¡No dejes que tu desmotivación afecte a tu salud!

Teniendo en cuenta que en el trabajo se pasan bastantes horas del día, es conveniente procurar que el ambiente laboral sea lo más sano posible, principalmente por una cuestión de salud.

Puede ser que el trabajo en el que te encuentras ahora no sea el trabajo de tu vida, o que no te sientas muy identificada con el ambiente que hay en tu entorno laboral, o puede que hayas perdido la ilusión. Pero lo primero que te tienes que replantear es: ¿eres feliz?, o mejor dicho, ¿te pone triste ir a trabajar?

Cómo puede afectar a tu salud

Si tu respuesta es afirmativa debes pensar primero en tu salud. La desmotivación en el trabajo puede causarte diferentes problemas de salud, principalmente por el estado de estrés.

Migrañas, cefaleas tensionales, contracturas, problemas digestivos y también dermatológicos.

Cambiar de trabajo sería la opción ideal, pero no siempre es posible. Además piensa que tu vida no se debe centrar en el trabajo. Aún así, es conveniente que intentes mejorar esta situación, por tu salud, aquí tienes estas claves para conseguirlo:

Intenta esforzarte, cuando veas que las cosas van saliendo, automáticamente comenzarás a motivarte. Si tienes reconocimiento por parte del resto de compañeros, te sentirás satisfecha con tu trabajo y eso te aportará un buen chute de energía.

Intenta generar un ambiente agradable. La mayor parte del día lo pasas en el trabajo, así que qué mejor que intentar que haya buen ambiente, dentro de las posibilidades que existan. De esta forma te sentirás más feliz.

Aléjate de compañeros tóxicos, céntrate en lo que te haga sentir bien, ni más ni menos. Simplemente trata de evitar a esas personas.

Continúa leyendo