Diccionario de la sexualidad: ¿conoces estos términos?

¿Sabes de qué van estas prácticas sexuales?

El campo de la sexualidad es muy amplio, si no que se lo digan a todos los términos que se encuentran en él. Muchos de estos términos esconden prácticas muy placenteras, interesantes y divertidas. Otros, en cambio, son más peligrosos. Aquí tienes algunos de los términos más llamativos:

Abdorgasmos

Orgasmos sobre una bicicleta, montando a caballo, practicando pilates o yoga, levantado pesas… Es más común en mujeres, pero a los hombres también les puede pasar. Sí, se puede llegar al clímax haciendo deporte, ¡doble motivo para hacerlo!

Tickling

A algunos puede parecerles un poco exagerado, pero le ocurre a mucha gente. Esta práctica consiste en hacer cosquillas de forma erótica hasta conseguir el clímax, acompañado siempre por una risa explosiva.

Dogging

Se trata de la práctica de tener  sexo en espacios públicos con un mirón de por medio. Las redes sociales han conseguido aumentar este tipo de prácticas entre desconocidos, tanto para formar parte, tanto de la parte activa, como de la parte del mirón.

Sexetarianos

También se puede ser vegetariano o vegano en la cama. Consiste en mantener relaciones sexuales con personas que sigan su misma dieta. ¿El por qué? Consideran que los omnívoros pueden pasarles sustancias de origen animal a través de los fluidos.

Sexting

Los chats instantáneos pueden convertirse en una gran fuente de placer con los mensajes, audios y archivos adecuados. Puede ser el principio de un buen desenlace.  

Cuckholding

Esta práctica consiste en romper con todos los tabúes masculinos que existen y, ¿quién mejor que la mujer para hacerlo? El juego trata de compartir a su pareja y en observar como ella disfrutaría con otro.  

El muelle

Se ha puesto muy de moda entre adolescentes. Este peligroso juego consiste en varios chicos se sientan formando un círculo, las chicas se colocan sobre ellos y provocan la penetración cambiando de chico cada 30 segundos. Pierde el que eyacule primero.

Matutolagnia

No es más que el término más técnico para referirse al sexo mañanero, en concreto son las ganas de tener sexo por la mañana. Si tu pareja está de acuerdo, perfecto, si no, puedes dormir un poco más.

Continúa leyendo