Las mejores dietas para fortalecer el corazón

¿Cuál es la mejor alimentación para la salud del corazón? Estas son las dietas saludables más recomendables del mundo, toma nota.

¿Quieres un corazón sano? Estas dietas pueden ayudarte a reducir el colesterol, la presión arterial o los triglicéridos y, además, a perder peso. ¡Toma nota de todas ellas!

Dieta nórdica: La dieta nórdica es más bien un estilo de vida respetuoso con el medio ambiente que abarca alimentos de temporada y de origen local, como el salmón salvaje, los granos enteros e integrales, las legumbres, las verduras o el marisco. Según un estudio de 2018 publicado en el Journal of Cardiovascular Thoracic Research, seguir una dieta nórdica se asoció con una disminución de los factores de riesgo cardiovascular.

Dieta de la Clínica Mayo: Muchos expertos coinciden en que la dieta de Mayo Clinic es una buena opción para prevenir o controlar los problemas cardíacos. Se enfoca en entrenar a las personas que hacen dieta para que desarrollen hábitos saludables y duraderos sobre qué alimentos eligen comer y cuáles evitar. Además, refleja la definición ampliamente aceptada por la comunidad médica de una dieta saludable para el corazón: rica en frutas, verduras y granos integrales, pero ligera en grasas saturadas y sal.

dietas corazón
iStock

Dieta DASH: El programa de enfoques dietéticos para detener la hipertensión, o DASH se creó para ayudar a controlar la presión arterial alta, y funciona. Muchas investigaciones sugieren que es una opción óptima si se desea reducir su presión arterial, así como mejorar otros marcadores de salud cardiovascular. Si adoptas la dieta, enfatizarás los alimentos saludables (frutas, verduras, granos integrales, proteínas magras y productos lácteos bajos en grasa), mientras evitarás aquellos malos (calorías y dulces cargados de grasa y carnes rojas).

Dieta vegana: El veganismo obtiene altas calificaciones por su potencial para mejorar la salud cardiovascular. Hace hincapié en los alimentos correctos (frutas, verduras y granos integrales) mientras aleja a las personas que hacen dieta de las opciones saladas y procesadas y de todos los productos de origen animal, incluida la carne, los huevos y los lácteos. Un estudio de 12 años que comparó a 6000 vegetarianos (incluidos los veganos) con 5000 personas que sí comían carne, por ejemplo, reveló que los veganos del grupo tenían un 57 % menos de riesgo de cardiopatía isquémica que los carnívoros.

Dieta mediterránea: ¿Qué no puede hacer este estilo de alimentación? La dieta mediterránea, que ocupa el puesto número 1 en las mejores dietas generales del mundo, es una de las dietas mejor estudiadas para la prevención de enfermedades cardíacas, y los resultados muestran que funciona. El enfoque evita en gran medida las grasas saturadas (que contribuyen al colesterol alto, un mayor riesgo de enfermedad cardíaca) e incluye grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas más saludables con moderación (que pueden reducir el colesterol). 

Dieta Ornish: Este plan con muchas reglas es recomendable debido a su enfoque holístico y basado en la evidencia que ha demostrado ayudar a prevenir e incluso revertir las enfermedades del corazón. La desventaja de la dieta Ornish, que incluye prescripciones para técnicas de manejo del estrés, ejercicio, apoyo social y dejar de fumar, es su carácter restrictivo: solo el 10 % de las calorías pueden provenir de las grasas, muy pocas de ellas saturadas y la mayoría de los alimentos contienen algo de colesterol. Carbohidratos refinados, aceites, cafeína en exceso y casi todos los productos de origen animal están prohibidos.

Continúa leyendo