Vídeo de la semana

¿Por qué comemos más antes de la menstruación? Así puedes controlar el hambre

¿Tienes antojos justo antes del período? Hay una explicación: las hormonas. ¡Así puedes controlar el hambre!

¿Por qué comemos más antes de la menstruación? Así puedes controlar el hambre
iStock

Para muchas mujeres, la menstruación está precedida por un período corto en el que los atracones parecen inevitables, se tiene mucha hambre y simplemente se tiene la sensación de no poder comer lo suficiente. Si esto describe tu experiencia, ten en cuenta que no estás sola. Comer en exceso antes de la menstruación es extremadamente común. Algunos estudios han demostrado que hasta el 97% de las mujeres han experimentado algún tipo de antojo por la comida o tienen dificultades para mantenerse llenas antes de su período.

¿Qué causa este hambre repentina?

En una palabra: las hormonas. Las fluctuaciones hormonales son las culpables de por qué se tiene un hambre voraz o se tienen problemas para sofocar los antojos en los días previos a la menstruación. Es solo parte del funcionamiento general del sistema reproductivo femenino.

Justo antes de la menstruación, los niveles hormonales cambian. La producción de progesterona aumenta para ayudar a indicar al cuerpo que comience a menstruar. A esto le sigue una disminución significativa de los niveles de progesterona y estrógeno en el cuerpo, lo que coincide con el inicio de la menstruación. Los niveles más altos de estrógeno en el cuerpo pueden suprimir el apetito, y a medida que estos niveles caen en el ciclo menstrual, ocurre lo contrario: el cuerpo (o más bien el cerebro) siente más hambre. Al mismo tiempo, los niveles más altos de progesterona estimulan el apetito y pueden afectar negativamente el estado de ánimo, lo que puede agravar el impulso de comer más.

¿Por qué comemos más antes de la menstruación?
iStock

¿Cómo evitar estos atracones premenstruales?

Consume alimentos saludables con alto contenido de fibra: Especialmente justo antes de tu período, toma alimentos con alto contenido de fibra, como frutas, verduras y cereales integrales. Pueden ayudate a mantenerte satisfecha por más tiemo. Los alimentos ricos en fibra también pueden ayudar a aliviar el estreñimiento. 

Limita los alimentos salados: Debes buscar limitar la cantidad de alimentos salados y grasos que comes justo antes del período, ya que pueden empeorar la hinchazón. La cafeína y los lácteos también pueden causar hinchazón y malestar estomacal y también alterar los patrones de sueño.

Muévete más. El ejercicio regular también puede ayudar a mantener saludables los niveles hormonales y reducir la cantidad y la gravedad de estos impulsos relacionados con los alimentos.

Lleva un diario de alimentos. Saber lo que estás comiendo, cuánto y cuándo es mucho más fácil si lo escribes. Llevar un diario de alimentos puede ayudarte a ver si los antojos ocurren a la misma hora todos los días o si son el resultado de una comida omitida. Conocer los factores desencadenantes podría ayudarte a evitar comer en exceso en el futuro.

No compres comida basura: A veces es mucho más fácil decirlo que hacerlo, pero siempre es mejor evitar comprar comida basura por impulso en el supermercado. Mantén alimentos más saludables en casa y evita los dulces y los alimentos ricos en grasas. También es recomendable buscar y tener preparadas alternativas sanas a los dulces, a las patatas fritas o a las chuches.

Continúa leyendo